Iniciar Sesión
Registrarse
  Preguntas frecuentes
  |  
¿Olvidó su contraseña? 

07/07/13 - 07:53 Internacionales

Prevén más víctimas por descarrilamiento de tren en Canadá

 Las llamas seguían ardiendo más de 24 horas después de que un tren que transportaba petróleo se descarrilara en el este de Quebec, causando incendios y explosiones que destruyeron el centro de la ciudad y mataran al menos a una persona mientras la policía prevé que aumentará el número de víctimas.  

LAC-MEGANTIC,QUEBEC.- Las detonaciones hicieron que los habitantes de Lac-Megantic huyeran con dificultad entre las calles bajo el intenso calor de enormes bolas de fuego y un resplandor rojo que iluminó el cielo nocturno, dijeron testigos. Llamas y nubes de humo negro todavía se podían ver el domingo, mucho después de que el tren de 73 vagones se descarrilara. Un jefe de bomberos comparó la escena calcinada con una zona de guerra. Las flamas rebasaron la altura del campanario de una iglesia cercana.              

Unas 2.000 personas abandonaron sus viviendas en este poblado de 6.000 habitantes, ubicado al lado de un lago, a unos 250 kilómetros al este de Montreal y a 16 kilómetros al oeste de la frontera con Maine.              

El teniente de la policía de la provincia de Quebec, Michel Brunet, confirmó la muerte de una persona y se abstuvo de señalar cuántas más podrían haber perdido la vida. Sin embargo, afirmó que se han presentado a las autoridades avisos sobre la desaparición de “muchas” personas. Se desconocen las causas del descarrilamiento del tren.          

El teniente Guy Lapointe, portavoz de la policía provincial de Quebec, dijo: “No quiero entrar en cifras, lo que quiero decir es que previsiblemente, por desgracia, otras personas serán encontradas sin vida.            

“También es previsible que la cifra de personas desaparecidas rebase la de personas que hayan perdido la vida; el sentido es que el número de denuncias de personas desaparecidas será mayor al de personas que sean encontradas sin vida”, apuntó.             

Lapointe fue renuente a facilitar algún cálculo de personas con paradero desconocido porque la policía tenía dificultades para establecer una cifra fija. “Hay personas que han denunciado la desaparición de sus seres queridos, en algunos casos los avisos están duplicados o triplicados por parte de diversos miembros de las familias”, dijo.            

Tras el descarrilamiento, varios vagones cisterna hicieron explosión en el centro del poblado, una zona conocida por sus bares colmados de clientes en los fines de semana.      

La policía dijo que la primera explosión ocurrió en la localidad después de la una de la mañana hora local del sábado y el incendio se propagó a varias casas. “Cuando se ve el centro de la ciudad casi destruido, usted comprenderá que nos preguntamos cómo vamos a superar esto”, dijo la alcaldesa Colette Roy-Laroche en una conferencia de prensa televisada.              

El primer ministro Stephen Harper tuiteó: “Nuestros pensamientos y oraciones están con los afectados en Lac Megantic. Una noticia horrible”.             

El residente Claude Bedard describió el lugar de las explosiones como “espantoso”.     “Es terrible”, agregó Bedard. “Nunca habíamos visto algo parecido. La tienda Metro, el Dollarama, todo lo que estaba allí desapareció”.        

Bernard Demers, quien posee un restaurante local, tuvo que huir de su casa.     Hubo “una gran explosión, como una bomba atómica”, dijo. “Hacía mucho calor... Todo el mundo tenía miedo”.         

El vocero del Ministerio del Medio Ambiente de Quebec, Christian Blanchette, dijo también que una cantidad no determinada de crudo cayó en el río Chaudiere. Agregó que los 73 vagones del tren transportaban crudo y que por lo menos cuatro quedaron destruidos por las explosiones y el fuego.

“Justo ahora hay mucho humo en el aire, por lo que tenemos un laboratorio móvil aquí para monitorear la calidad del aire”, dijo Blanchette. “También tenemos un derrame en el lago y en el río que nos preocupa. Hemos avisado a las municipalidades aguas abajo que tengan cuidado si toman agua del río Chaudiere”. Bomberos y equipos de rescate de varias municipalidades vecinas, inclusive Sherbrooke y Saint-Georges-de-Beauce, acudieron al lugar para ayudar.         

El tren, que al parecer se dirigía a Maine, es propiedad de la empresa Montreal Maine & Atlantic. Según su página de internet, la firma posee más de 800 kilómetros de vía en Maine, Vermont, Quebec y New Brunswick.       

POR AP / Canadá

Herramientas

Tags

© Copyright 2012 Prensa Libre. Derechos Reservados.

Se prohibe la reproducción total o parcial de este sitio web sin autorización de Prensa Libre.