Iniciar Sesión
Registrarse
  Preguntas frecuentes
  |  
¿Olvidó su contraseña? 

11/02/13 - 06:28 Internacionales

Benedicto XVI renuncia al papado porque ya "no tiene fuerzas"

El papa Benedicto XVI anunció este lunes, durante un discurso en el Vaticano, que renunciará el próximo 28 de febrero, porque ya no tiene "fuerzas" para dirigir la Iglesia católica a causa de sus 85 años de edad, informó la Santa Sede.

CIUDAD DEL VATICANO - El papa Benedicto XVI anunció este lunes, durante un discurso en el Vaticano, que renunciará el próximo 28 de febrero, porque ya no tiene "fuerzas" para dirigir la Iglesia católica a causa de sus 85 años de edad, informó la Santa Sede.

"Después de haber examinado ante Dios reiteradamente mi conciencia, he llegado a la certeza de que, por la edad avanzada, ya no tengo fuerzas para ejercer adecuadamente el ministerio petrino", indicó el Papa en latín ante el Consistorio del Vaticano, según la traducción española proporcionada por la Santa Sede.

ADEMÁS: Texto completo de la renuncia del Papa

"El Papa anunció que renunciará a su ministerio a las 20 horas locales (12 horas de Guatemala) del 28 de febrero. Comenzará así un período de 'sede vacante'", precisó el portavoz del Vaticano, el padre Federico Lombardi, en un anuncio prácticamente sin precedentes en la Iglesia católica.

"Después de haber examinado ante Dios reiteradamente mi conciencia, he llegado a la certeza de que, por la edad avanzada, ya no tengo fuerzas para ejercer adecuadamente el ministerio", indicó Benedicto XVI en latín ante el Consistorio del Vaticano, según la traducción en español proporcionada por la Santa Sede.

En un anuncio casi sin precedentes en la Iglesia católica, el Papa subrayó que, "en el mundo de hoy, sujeto a rápidas transformaciones y sacudido por cuestiones de gran relieve para la vida de la fe, para gobernar la barca de san Pedro y anunciar el Evangelio, es necesario también el vigor tanto del cuerpo como del espíritu".

EN VIVO: Actualización sobre la renuncia de Benedicto XVI

"(Ese vigor) ha disminuido en mí [en los últimos meses] de tal forma que he de reconocer mi incapacidad para ejercer bien el ministerio que me fue encomendado", añadió Benedicto XVI. En un libro de entrevistas de 2010, el Papa ya había hablado de la posibilidad de renunciar en caso de que no estuviera en condiciones de continuar. Para expresar su sorpresa ante el anuncio de la renuncia, el decano de los cardenales, Angelo Sodano, habló de un "trueno en un cielo sereno".

El jefe del Gobierno italiano en funciones, Mario Monti, dijo por otra parte estar "muy afectado" por el anuncio. El único precedente de la renuncia de un Papa remonta al año 1294, cuando Celestino V abdicó antes de ser consagrado. Antes de ser designado Papa, había vivido como un ermitaño y no se sentía preparado para asumir la máxima responsabilidad de la Iglesia.

ADEMÁS: Papas que han renunciado al Pontificado

Durante la conferencia de prensa del portavoz del Vaticano, dijo que "al principio el Papa se mudará a Castel Gandolfo, y luego, cuando terminen las obras, al lugar donde hasta hace poco se encontraba el monasterio de clausura de las monjas vaticanas. Se dedicará a la reflexión y el estudio".

"La experiencia nos habla de unos 15 días para la elección. Por tanto, podemos prever que en marzo tendremos un nuevo Papa", afirma el portavoz vaticano.

ADEMÁS: El Vaticano anuncio "nuevo Papa" para la Pascua      > Brasil cuenta con cinco candidatos

"El Papa ha dicho muchas veces que había pensado en dedicar su vejez al rezo y a la reflexión. Son cosas que puede hacer con total libertad. Dependerá de él", asegura Lombardi.

STORIFY: Así se conoció en redes sociales la renuncia del Papa

POR PRENSA LIBRE.COM / CON INFORMACIÓN DE AGENCIA AFP

"Siendo muy consciente de la seriedad de este acto..."

Este es el comunicado en el que se recoge la declaración del Papa en la que anuncia su dimisión:

"Queridísimos hermanos,

Os he convocado a este Consistorio, no sólo para las tres causas de canonización, sino también para comunicaros una decisión de gran importancia para la vida de la Iglesia.

Después de haber examinado ante Dios reiteradamente mi conciencia, he llegado a la certeza de que, por la edad avanzada, ya no tengo fuerzas para ejercer adecuadamente el ministerio petrino. Soy muy consciente de que este ministerio, por su naturaleza espiritual, debe ser llevado a cabo no únicamente con obras y palabras, sino también y en no menor grado sufriendo y rezando.

Sin embargo, en el mundo de hoy, sujeto a rápidas transformaciones y sacudido por cuestiones de gran relieve para la vida de la fe, para gobernar la barca de San Pedro y anunciar el Evangelio, es necesario también el vigor tanto del cuerpo como del espíritu, vigor que, en los últimos meses, ha disminuido en mí de tal forma que he de reconocer mi incapacidad para ejercer bien el ministerio que me fue encomendado.

Por esto, siendo muy consciente de la seriedad de este acto, con plena libertad, declaro que renuncio al ministerio de Obispo de Roma, Sucesor de San Pedro, que me fue confiado por medio de los Cardenales el 19 de abril de 2005, de forma que, desde el 28 de febrero de 2013, a las 20.00 horas, la sede de Roma, la sede de San Pedro, quedará vacante y deberá ser convocado, por medio de quien tiene competencias, el cónclave para la elección del nuevo Sumo Pontífice.

Queridísimos hermanos, os doy las gracias de corazón por todo el amor y el trabajo con que habéis llevado junto a mí el peso de mi ministerio, y pido perdón por todos mis defectos.

Ahora, confiamos la Iglesia al cuidado de su Sumo Pastor, Nuestro Señor Jesucristo, y suplicamos a María, su Santa Madre, que asista con su materna bondad a los Padres Cardenales al elegir el nuevo Sumo Pontífice.

Por lo que a mi respecta, también en el futuro, quisiera servir de todo corazón a la Santa Iglesia de Dios con una vida dedicada a la plegaria.

Vaticano, 10 de febrero 2013".


Herramientas

Relacionadas

Tags

© Copyright 2012 Prensa Libre. Derechos Reservados.

Se prohibe la reproducción total o parcial de este sitio web sin autorización de Prensa Libre.