Internacional

Boko Haram libera a 83 de las niñas secuestradas en 2014

Ochenta y tres alumnas del poblado de Chibok secuestradas hace tres años por el grupo extremista Boko Haram en el norte de Nigeria han sido liberadas, informó un funcionario militar el sábado en la noche.

Por Reuters

Archivado en:

Boko Haram Nigeria
El secuestro de las 276 niñas ocurrió un 14 de abril de 2014.
El secuestro de las 276 niñas ocurrió un 14 de abril de 2014.

Los familiares dijeron aguardar ansiosos la difusión de una lista de nombres y tener elevadas esperanzas.

Antes del anuncio, 195 de las jóvenes permanecían cautivas tras la primera liberación negociada de 21 de ellas en octubre pasado. En ese momento, el gobierno de Nigeria dijo que otro grupo de 83 rehenes sería liberado “muy pronto”.

“Una gran cantidad”, tuiteó el sábado Bashir Ahmad, asistente personal del presidente Muhammadu Buhari.

Un funcionario militar nigeriano con conocimiento directo de la operación de rescate dijo que las 83 jóvenes liberadas fueron encontradas cerca del poblado de Banki, en el estado de Borno cerca de Camerún.

“La ubicación de las jóvenes estuvo cambiando constantemente desde ayer, cuando comenzó la operación de rescate”, dijo el funcionario, que habló bajo condición de anonimato debido a que no cuenta con autorización para hacer el anuncio.

The Associated Press no pudo confirmar de manera independiente la cifra de chicas liberadas dada a conocer, y el gobierno no realizó ningún anuncio oficial la tarde del sábado.

Estados Unidos y Gran Bretaña emitieron alertas el viernes de que Boko Haram planeaba de manera activa el secuestro de extranjeros en una zona del estado de Borno “a lo largo del eje Kumshe-Banki”. El área es cercana al lugar en el que se reportó la localización de las niñas de Chibok.

Las 276 niñas que fueron secuestradas de una escuela de Chibok, en el norte de Nigeria, en abril de 2014 son algunas de las miles de personas que Boko Haram ha tomado como rehenes al paso de los años. El secuestro masivo conmocionó al mundo y colocó una enorme presión sobre el gobierno nigeriano para que combatiera al grupo extremista.

Muchas de las secuestradas, la mayoría de ellas cristianas, fueron forzadas a casarse con los extremistas islámicos y quedaron embarazadas. Activistas por los derechos humanos creen que algunas otras forman parte del grupo de jóvenes utilizadas en atentados suicidas.

El grupo que representa a los familiares de las jóvenes dijo que están a la espera de una confirmación directa por parte del gobierno.

“Tenemos muchas expectativas y esperamos con ansias que esta sea una noticia verdadera y confirmada”, declaró Sesugh Akume, miembro de la campaña #BringBackOurGirls (#DevuelvanANuestrasNiñas).

El gobierno nigeriano rechaza haber pagado un rescate por la liberación de octubre pasado y que a cambio de la entrega de las jóvenes haya liberado a algunos miembros encarcelados de Boko Haram. El gobierno suizo y el Comité Internacional de la Cruz Roja fungieron como mediadores en las negociaciones.

El día del tercer aniversario del secuestro el mes pasado, el gobierno dijo que las negociaciones más recientes habían “avanzado bastante” pero enfrentaban algunos desafíos.

A finales del año pasado, Buhari anunció que Boko Haram había sido “aplastado”, pero el grupo sigue perpetrando ataques en el norte de Nigeria y países vecinos. La insurrección ha dejado más de 20.000 muertos y ha obligado a más de 2,6 millones de personas a desplazarse.