Internacional

Capturan maestra que facilitaba niñas para explotación sexual

La Fiscalía de Colombia capturó a la exrectora de un colegio en el departamento de Santander, noreste de Colombia, quien presuntamente facilitaba niñas estudiantes a bandas paramilitares para que las explotaran sexualmente, informó el sábado la entidad.

Por Bogotá/AFP

Docente facilitaba niñas estudiantes a bandas paramilitares.
Docente facilitaba niñas estudiantes a bandas paramilitares.

La docente, identificada como Lucila Inés Gutiérrez, dirigió el colegio Nuestra Señora del Rosario, ubicado en el corregimiento Riachuelo del municipio de Charalá  (Santander) , entre el 2001 y el 2003, informó la Fiscalía en un comunicado.

Gutiérrez fue detenida en la ciudad de Bucaramanga, capital de Santander, “sindicada de los delitos de concierto para delinquir agravado, secuestro agravado, acceso carnal violento en persona protegida, esclavitud sexual, desplazamiento forzado, acto sexual abusivo y reclutamiento ilícito” , dijo la fuente.

De acuerdo con la investigación, la rectora permitió y facilitó al denominado Bloque Central Bolívar de las Autodefensas la financiación de bazares y reinados, en la que participaban las niñas.

En estos eventos la organización armada, comandada en la región por Rodrigo Pérez lzate, alias Julián Bolívar; Iván Roberto Duque Gaviria, alias Ernesto Báez, y el comandante general del Frente José Danilo Moreno Camelo, alias Alfonso, escogían a las menores víctimas de abuso sexual.

La Fiscalía también investiga al esposo de Gutiérrez, Luis María Moreno Santos, exconcejal del municipio de Charalá, porque presuntamente permitió que niños de la institución educativa fueran reclutados por las bandas ultraderechistas.

Los grupos paramilitares fueron ejércitos privados formados en la década de 1980 para combatir las guerrillas izquierdistas y se desmovilizaron entre el 2003 y el 2006, luego de firmar un acuerdo con el gobierno del entonces presidente lvaro Uribe  (2002-2010) .

Parte de esas organizaciones desmovilizadas se transformaron en la actuales bandas criminales o Bacrim, que realizan actividades ilegales en varias regiones de ese país.

Colombia vive un conflicto armado que enfrenta desde hace más de cincuenta años a guerrillas de izquierda, paramilitares de derecha, narcotraficantes y agentes del Estado y que ya ha dejado 260 mil muertos y más de 6,8 millones de desplazados.