Internacional

Cárcel para Cunha, que dirigió destitución de Rousseff

Eduardo Cunha fue hallado culpable de corrupción, evasión fiscal y lavado de dinero en un caso relacionado con un contrato relacionado con Petrobras. 

Por AP y AFP / Brasil

Cunha llega al Instituto de Medicina Forense en Curitiba, Brasil. (Foto Prensa Libre: AFP)
Cunha llega al Instituto de Medicina Forense en Curitiba, Brasil. (Foto Prensa Libre: AFP)

Cunha, quien podrá apelar la decisión, fue presidente de la cámara baja cuando inició el proceso contra Rousseff por acusaciones de manipular las cifras del presupuesto. 

Votó a favor de destituir a la presidenta en abril del año pasado, y la decisión fue confirmada por el Senado. El vicepresidente Michel Temer asumió la presidencia en mayo. 

El excongresista, que dirigió el juicio político contra la destituida presidenta de Brasil Dilma Rousseff fue condenado este jueves a 15 años de cárcel por su participación en una vasta red de corrupción por su participación en una vasta red de corrupción en la empresa estatal Petrobras. 

La sentencia fue dictada por el juez de primera instancia Sergio Moro, a cargo de la investigación “Lava Jato”  que destapó un gigantesco esquema de sobornos centrado en la estatal Petrobras.

Una de las condenas por corrupción pasiva se debe al recibimiento “indebido” de unos US$1.5 millones de dólares por haber mediado en la adquisición por parte de Petrobras de los derechos de exploración en un campo petrolífero de Benín, en África occidental.

Cunha, un ultraconservador de 58 años vinculado con una iglesia evangélica, fue detenido en octubre de 2016.

Identificado como el Frank Underwood brasileño, en referencia al inescrupuloso protagonista de la serie House of Cards ambientada en las tramas políticas más oscuras en la capital estadounidense, Cunha presidió la Cámara de Diputados entre febrero de 2015 y julio de 2016, cuando renunció ya en el ocaso de su poder.

Pertenecía al PMDB, el partido del entonces vicepresidente Michel Temer, quien sucedió a Rousseff cuando fue destituida por el Congreso bajo cargos de manipulación de la cuentas públicas.