Internacional

Presidente catalán critica al rey; España rechaza mediación

Medios de comunicación españoles informan este miércoles de que el Parlamento catalán y el presidente podrían declarar el lunes la independencia de Cataluña, en medio una serie de selañamientos en ese país europeo. 

Por William Oliva, EFE y DPA / España

Según el gobierno regional de Cataluña, el 90% votó a favor de la independencia en el reciente referendo. (Foto Prensa Libre: AFP)
Según el gobierno regional de Cataluña, el 90% votó a favor de la independencia en el reciente referendo. (Foto Prensa Libre: AFP)

El presidente de Cataluña, el independentista Carles Puigdemont, acusó este miércoles al rey de España, Felipe VI, de ignorar "deliberadamente a millones de catalanes" soberanistas en un discurso solemne que pronunció la víspera, y dijo estar dispuesto a una mediación para salir de la crisis. 

"Así no", respondió directamente Puigdemont al rey Felipe VI, quien en su mensaje institucional de este martes acusó de "deslealtad" a los líderes catalanes que organizaron un referéndum de autodeterminación prohibido por la justicia.

"Si el señor Puigdemont quiere hablar o negociar, o quiere enviar mediadores, sabe perfectamente lo que debe hacer antes: volver a la senda de la Ley, que nunca debió abandonar", dijo un comunicado del Gobierno.

En tanto, el gobierno español rechazó el llamamiento del presidente independentista catalán a la mediación mientras continúe amenazando con declarar la independencia.

El gobierno de Puigdemont podría declara este lunes la separación de esa región de España, según influyentes medios de comunicación. 

El próximo lunes "la Cámara catalana podría aprobar una declaración unilateral de independencia", informa El Mundo, luego de que la coalición gubernamental de Cataluña, Junts pel Sí (JxSí), integrada por independentistas de centro y republicanos de izquierda, propuso a la Mesa de la Cámara, su órgano de gobierno, que ese día "se celebre un pleno que incluya como único punto del día la comparecencia de Puigdemont para valorar el referéndum independentista ilegal del 1 de octubre", consigna la agencia EFE. 

"La CUP (Candidatura de la Unidad Popular) confirma que en el pleno del 9 de octubre se proclamará la república catalana independiente", consigna, en tanto, El País.

En el referenco, suspendido por el Tribunal Constitucional español, participaron 2.2 millones de personas, sobre un censo de 5.3 millones (42%), y el 90% de los votos fue a favor de la independencia, según fuentes del Gobierno regional de Cataluña.

Cataluña busca su independencia de España. (Ilustración: AFP)
Cataluña busca su independencia de España. (Ilustración: AFP)

Según la ley de esa consulta, aprobada por el Parlamento catalán el 6 de septiembre y suspendida por el Tribunal Constitucional, en caso de victoria del sí "dentro de los dos días siguientes a la proclamación de los resultados por parte de la Sindicatura Electoral, celebrará una sesión ordinaria (la Cámara) para efectuar la declaración formal de la independencia de Cataluña".

Puigdemont, ofrecerá un mensaje este miércoles por la noche, en medio de la enorme expectativa por saber si la región declarará su independencia de España y cuándo lo hará.

Pide aplicar todas las medidas

El ministro de Justicia español, Rafael Catalá, avisó este lunes que el Gobierno en Madrid aplicará "todas las medidas" a su alcance para garantizar el cumplimiento de la ley si las autoridades catalanas cumplen con su plan de declarar "los próximos días" la independencia de la región.

El ministro consideró que una declaración unilateral carecería de "toda validez" porque "las normas del Parlamento de Cataluña fueron suspendidas y todo lo que de ahí se derive son planteamientos al margen de la ley", según lo citó la agencia Europa Press.

Sin embargo, añadió, "en un Estado de Derecho se tomarán todas las medidas para garantizar que se cumplen las leyes". "El Ejecutivo tiene todas las herramientas para actuar" y evitar un intento de fracturar el país.

Orden constitucional

El rey de España, Felipe VI, pidió este martes que el Estado defienda el orden constitucional de "la deslealtad" de los independentistas catalanes, en una jornada de protestas multitudinarias en Barcelona contra la respuesta policial al referendo prohibido del domingo.

Rey Felipe 

"Con sus decisiones, -los independentistas catalanes- han vulnerado de manera sistemática las normas aprobadas legal y legítimamente, demostrando una deslealtad inadmisible". 

"Es responsabilidad de los legítimos poderes del Estado asegurar el orden constitucional y el normal funcionamiento de las instituciones", dijo el monarca en un mensaje televisado al país, su primera reacción a los sucesos del domingo en Cataluña.

"Determinadas autoridades de Cataluña, de una manera reiterada, consciente y deliberada, han venido incumpliendo la Constitución y su Estatuto de Autonomía", prosiguió.

Carta bajo la manga

Madrid guarda como as en la manga el recurso extremo de aplicar el artículo 155 de la Constitución, que permite tomar las "medidas necesarias" para forzar a una región a cumplir con sus obligaciones. En la práctica, implica intervenir o suspender parte de su autonomía.

Albert Rivera, líder del partido Ciudadanos pidió abiertamente el artículo a Rajoy para frenar "el golpe a la democracia en Cataluña".

El Gobierno, sin embargo, quiere esperar los próximos pasos de Cataluña antes de actuar. Todo indica que no tendría más alternativa que aplicar el artículo 155 si hay declaración de independencia, pero también cabe la posibilidad de que el Gobierno catalán evite ese paso y opte por convocar nuevas elecciones en la región.

Los catalanes que rechazan la independencia de la región -algo más de la mitad, según los sondeos- se manifestarán el domingo en Barcelona. La convocatoria de la entidad Sociedad Civil Catalana sumó el apoyó del Partido Popular de Rajoy y de los liberales de Ciudadanos, primera fuerza de oposición en el Congreso.