Internacional

Entrevista FBI-Clinton indicaría fin de pesquisa sobre mails

La entrevista de Hillary Clinton con el FBI podría indicar que el Departamento de Justicia de Estados Unidos estaría cerca de concluir su investigación de un año de duración.

Por Washington/AP y EFE

Clinton, durante un discurso proselitista en Chicago. (Foto Prensa Libre: EFE).
Clinton, durante un discurso proselitista en Chicago. (Foto Prensa Libre: EFE).

La polémica ha pesado sobre su campaña para convertirse en la candidata demócrata a suceder a Barack Obama en la Casa Blanca y ha ofrecido un ángulo de ataque al que seguramente será su rival en las generales de noviembre, el republicano Donald Trump, y a otros críticos.

"Esperaba con ansiedad hacerlo y me agrada haber tenido la oportunidad de ayudar al departamento a poner fin a su investigación", dijo Clinton al describir la sesión con el FBI en el programa "Meet the Press" que la cadena NBC del domingo. Dijo que el tono de la reunión con los investigadores había sido amable y profesional.

Clinton dijo que desconoce los plazos de la investigación. No comentó si los funcionarios le dieron una indicación de que no se presentarían cargos en su contra.

"Clinton se complace por haber tenido la oportunidad de asistir al Departamento de Justicia para que esta revisión lleve a una conclusión  y por respeto a los procesos de investigación, no hará más comentarios”, equipo de campaña de Clinton.

La virtual candidata presidencial demócrata se sometió voluntariamente a un interrogatorio informal durante tres horas y media en las oficinas centrales del FBI en Washington el sábado, señaló su equipo de campaña. Voceros del FBI y el Departamento de Justicia se negaron a hacer declaraciones.

La entrevista, que estaba prevista para antes de la Convención Nacional Demócrata del 25 de julio, no es un indicio de que habrá acusaciones formales contra Clinton u otra persona. De ser exonerada, la ex senadora y ex secretaria de Estado se habrá librado de una distracción y de un motivo para que muchos votantes pusieran en duda su integridad.

Donald Trump, el virtual candidato republicano, ha dicho reiteradamente que el asunto de los correos demuestra la ineptitud de Clinton para ejercer el cargo, y ha sugerido que el gobierno demócrata será indulgente con ella. Al conocerse los informes de la entrevista, Trump tuiteó: "Es imposible que el FBI no recomiende acusaciones penales contra Hillary Clinton. ¡Lo que hizo está mal!".

Cuando era secretaria de Estado de Obama, Clinton usaba un servidor de email privado para sus correos tanto oficiales como personales en lugar del sistema del departamento. The Associated Press, reveló la existencia del servidor en marzo de 2015.

Clinton ha dicho que fue un error, pero que varios de sus predecesores en el cargo también usaban direcciones personales.

El FBI está investigando el posible mal manejo de información confidencial. El caso fue remitido el año pasado por los inspectores generales del Departamento de Estado y las agencias de inteligencia tras descubrir que algunos de los correos contenían información secreta.

Entrevista de tres horas

La aspirante demócrata a la Casa Blanca, Hillary Clinton, se entrevistó este sábado “de manera voluntaria”  con el FBI durante tres horas y media para responder a las preguntas de los agentes sobre su uso de correo privado para asuntos de interés nacional mientras era secretaria de Estado  (2009-2013).

3

  • horas y media tardó la reunión entre Hillary Clinton y personal del FBI.

La también ex primera dama y exsenadora “dio una entrevista voluntaria esta mañana acerca de su correo electrónico mientras fue secretaria (de Estado)”, según indicó su portavoz Nick Merrill en un breve comunicado sobre el encuentro, que según la campaña de Clinton duró aproximadamente tres horas y media y tuvo lugar en la sede del FBI en Washington DC.

La misma fuente indicó que Clinton “se complace por haber tenido la oportunidad de asistir al Departamento de Justicia para que esta revisión lleve a una conclusión”  y “por respeto a los procesos de investigación, no hará más comentarios”  sobre ese interrogatorio.

El Departamento de Estado identificó alrededor de 2.100 correos electrónicos del servidor de Clinton con información confidencial, aunque ha asegurado que muchos de ellos no se consideraron clasificados en el momento de su envío, sino que han sido etiquetados como tal durante la revisión actual de los mails.

El tema de los correos acentuó además las acusaciones por parte de la bancada republicana en el Congreso sobre la mala praxis de la exsecretaria de Estado sobre el ataque contra el consulado estadounidense en Bengasi  (Libia) en 2012, en el que murió el entonces embajador Chris Stevens y otros tres funcionarios del Gobierno.



En esta fotografía del 2012, Hillary Cinton, en ese entonces secretaria de estado, revisa su telefono movil. (Foto Prensa Libre: AP).
En esta fotografía del 2012, Hillary Cinton, en ese entonces secretaria de estado, revisa su telefono movil. (Foto Prensa Libre: AP).


Clinton se sometió hace unos meses a una comparecencia ante los legisladores para explicar lo ocurrido en aquel ataque que duró más de 11 horas, y esta semana se hizo público el informe final de los congresistas sobre el atentado, en el que no se hallaron pruebas que inculparan a la aspirante demócrata.

No obstante, el asunto de los correos agitó de nuevo esta semana la campaña electoral de EE.UU. después de un controvertido encuentro entre el expresidente Bill Clinton y la fiscal general, Loretta Lynch.

La procuradora aseguró que la conversación se centró en los nietos del matrimonio Clinton y que, en ningún momento, surgió el tema de los correos electrónicos de la ex primera dama durante ese encuentro casual que ocurrió el lunes por la noche en el aeropuerto de Phoenix, en el estado de Arizona.

La fiscal general decidió explicar cuál será su papel en el caso, e hizo hincapié en que se dedicará únicamente a revisar el informe final y no usará su poder para anular la investigación o influir en la posibilidad de llevar a juicio a la política demócrata.



Un vehículo del FBI llega a la casa de Hillary Clinton. La virtual candidata presidencial se dirigió a la sede del Buró Federal de Investigaciones para hablar del uso de su correo privado para asuntos de interés nacional. (Foto Prensa Libre: AP).
Un vehículo del FBI llega a la casa de Hillary Clinton. La virtual candidata presidencial se dirigió a la sede del Buró Federal de Investigaciones para hablar del uso de su correo privado para asuntos de interés nacional. (Foto Prensa Libre: AP).


La secretaria de Justicia aseguró que esa decisión se tomó hace meses para despejar cualquier duda sobre un posible conflicto de intereses, pues Lynch fue nombrada por el presidente de EE.UU., Barack Obama, y anteriormente fue nominada por Bill Clinton para la Fiscalía del Distrito Este de Nueva York.

Con la declaración del sábado, Clinton pretende acelerar el proceso de investigación del FBI para solventar cuanto antes el asunto, que inevitablemente ha sobrevolado la campaña electoral estadounidense.

En última instancia, el peor de los escenarios para Clinton sería que dicha investigación encontrara pruebas suficientes en su contra como para que la ex secretaria de Estado fuera llevada a juicio, una situación que podría poner en serios problemas sus aspiraciones presidenciales.