Internacional

El socialdemócrata Steinmeier, elegido nuevo presidente de Alemania

El político socialdemócrata Frank-Walter Steinmeier, hasta ahora ministro de Exteriores del país, se convirtió hoy en el duodécimo presidente alemán desde la Segunda Guerra Mundial al ganar con una amplia mayoría la votación en la Asamblea Federal en Berlín. 

Por Berlín/DPA

Frank-Walter Steinmeier, el presidente alemán, durante su disertación en la asamblea del Congreso. (Foto Prensa Libre: AP)
Frank-Walter Steinmeier, el presidente alemán, durante su disertación en la asamblea del Congreso. (Foto Prensa Libre: AP)

Considerado un gran defensor de los valores demócraticos, ha sido definido por la prensa del país como una figura "anti-Trump", dada su alergia a los populismos. Este hijo de un ebanista recibió en primera votación 931 de los 1.239 votos válidos emitidos.

Steinmeier, de 61 años, concentró así el apoyo del 75 por ciento de los miembros de la Asamblea Federal. Un total de 103 miembros del órgano se abstuvieron en la elección.

"Prometo trabajar para ganarme la confianza de aquellos que no me votaron porque, en tiempos turbulentos, en los que parece que el mundo se desmorona, la confianza es el cemento de la sociedad", señaló Steinmeier instantes después de ser elegido como jefe del Estado alemán.

"Es maravilloso que Alemania se haya convertido en un ancla de esperanza para muchos en el mundo", agregó sin refererirse de manera expresa al debate surgido en torno a la gestión de la crisis de refugiados.

Durante su primera intervención tras haber sido elegido presidente, Steinmeier también urgió a diferenciar entre hechos y mentiras y llamó a preservar la libertad y la democracia en una Europa unida.

"No vivimos en una isla, somos parte de un mundo que entraña riesgos y nosotros también nos vemos afectados por esos riesgos (...) pero seamos valientes y no temamos el futuro", indicó.

"No vivimos en una isla, somos parte de un mundo que entraña riesgos y nosotros también nos vemos afectados por esos riesgos (...) pero seamos valientes y no temamos el futuro", Frank-Walter Steinmeier, presidente alemán.

El socialdemócrata era el candidato de consenso de los partidos que integran la actual gran coalición que gobierna Alemania: la Unión Cristianodemócrata (CDU) de Angela Merkel y su partido hermano la Unión Cristianosocial de Baviera (CSU), así como de su propia formación, el Partido Socialdemócrata (SPD).

"Estoy convencida de que va a ser un excelente presidente para nuestro país. Va a ser el jefe del Estado de Alemania en unos momentos complicados. Lo conozco desde hace años, he trabajado estrechamente con él y en situaciones difíciles ha logrado encontrar soluciones y creo que esta cualidad también lo ayudará ahora", señaló la canciller alemana, Angela Merkel, tras la votación.

Por la tarde asumirá el cargo, sucediendo en el la Jefatura del Estado al ex pastor protestante Joachim Gauck quien, tras cinco años en el cargo, rechazó presentarse a la reelección por motivos de edad.

Con su llegada a la Presidencia federal, la mayor potencia europea se pondrá en manos de un político experimentado en la gestión de crisis internacionales en un momento en que en Alemania reina una gran polarización social.

La hemeroteca da cuenta de sus repetidos intentos por rebajar la tensión entre Moscú y Kiev en el conflicto de Ucrania. También se involucró en Oriente Medio, en Turquía y, de manera especial, en el proceso de paz en Colombia, país que todavía visitó en enero.

Los 1.260 miembros que integran la Asamblea Federal, el órgano extraordinario con potestad para elegir al presidente, emitieron su voto uno a uno y de forma secreta.

Los cuatro aspirantes restantes que también presentaron su candidatura a la presidencia de Alemania sumaron, entre todos, un total de 308 apoyos.

El presidente federal, cuyo mandato tiene una duración de cinco años, asume competencias limitadas y ejerce una función más bien protocolaria y de carácter representativo.

La Constitución alemana le otorga a la figura del jefe del Estado muy poco poder político, aunque se entiende que con sus discursos puede orientar y convertirse en un elemento integrador en tiempos de ruptura política.



El nuevo presidente de Alemania, Frank-Walter Steinmeier, centro, es felicitado por por el presidente saliente, Joachim Gauck, izquierda, y la canciller alemana Ángela Merkel, derecha. (Foto Prensa Libre: AP)
El nuevo presidente de Alemania, Frank-Walter Steinmeier, centro, es felicitado por por el presidente saliente, Joachim Gauck, izquierda, y la canciller alemana Ángela Merkel, derecha. (Foto Prensa Libre: AP)


Elogio de Merkel

La canciller alemana, Angela Merkel, aseguró que el socialdemócrata Frank-Walter Steinmeier será un "magnífico" presidente de Alemania y se mostró convencida de su capacidad para acompañar al país y buscar consensos en "tiempos difíciles".

"Va a ser presidente en tiempos difíciles", recalcó Merkel en unas breves declaraciones a la prensa tras la votación en la Asamblea Federal, donde Steinmeier, candidato de consenso de conservadores y socialdemócratas, obtuvo 931 votos de los 1.253 delegados presentes.

A su juicio, Steinmeier no sólo cuenta con el apoyo de la Asamblea, sino con el de la mayoría del pueblo alemán.

Tras años trabajando juntos, ella como canciller y él como ministro de Exteriores, Merkel destacó que Steinmeier siempre ha tenido "tacto" para "buscar caminos y encontrar soluciones" en las situaciones más difíciles y auguró que esa característica también le ayudará en la política interior.

El nuevo jefe del Estado - recalcó la canciller - es una persona cercana a la gente, que conoce los problemas de los ciudadanos y que es capaz de encontrar compromisos por encima de argumentos partidistas.