Internacional

Muere estudiante estadounidense liberado por Pionyang

Crece la indignación por el tratamiento que Corea del Norte le dio a un estudiante de EE. UU. preso en ese país. 

Por EFE

Otto Warmbier, durante una conferencia en febrero del 2016 en Pionyang. (Foto Prensa Libre: AFP)
Otto Warmbier, durante una conferencia en febrero del 2016 en Pionyang. (Foto Prensa Libre: AFP)

El estudiante estadounidense Otto Warmbier, que estuvo preso en Corea del Norte durante más de un año y fue entregado la semana pasada en coma a su familia, falleció este lunes en su Ohio natal, informó su familia.

“Con tristeza debemos informarles de que nuestro hijo, Otto Warmbier, ha completado su viaje a casa”, explicó la familia en un comunicado, en el que detalla que el joven, de 22 años, murió rodeado de sus seres queridos.

Su estado neurológico había sido descrito como "un estado de vigilia no reactivo”, explicó el neurólogo Daniel Kanter durante una conferencia de prensa. “No tenemos ninguna información cierta ni verificable sobre la causa ni las circunstancias de sus lesiones neurológicas”.

Según él, “ese tipo de lesiones cerebrales se considera en general como la consecuencias de un paro cardiorrespiratorio cuando la irrigación sanguínea del cerebro es insuficiente durante cierto lapso de tiempo resultando en la muerte de tejidos cerebrales”.

“No hay excusa”  para la forma en que Pionyang trató a Otto y a otros detenidos. “Reclamo que liberen a los otros presos estadounidenses”, dijo a su su vez el padre.

Familia de estudiante.

“Con tristeza debemos informarles de que nuestro hijo, Otto Warmbier, ha completado su viaje a casa”.

“Estoy muy orgulloso de mi hijo, que en los últimos 18 meses se encontró con un régimen paria, que lo maltrató y lo brutalizó y que ahora volvió y está con su familia”, agregó Fred Warmbier, vestido con la chaqueta que usaba el estudiante durante su espectacular y mediatizada confesión en Pionyang.

El joven fue arrestado en enero de 2016 mientras se hallaba en Corea del Norte en el marco de un viaje organizado para el Año Nuevo.

Fue condenado a 15 años de trabajos forzados tras haber confesado el robo de un cartel político en el hotel de Pionyang donde se hospedaba.

Según el diario Washington Post, Otto Warmbier contrajo una forma de botulismo poco después del proceso al que fue sometido, en marzo de 2016, y le administraron un somnífero que lo sumió en el coma.

Otto fue tratado como “un criminal de guerra” , denunció Fred Warmbier.