Internacional

Popular antialérgico puede ser la opción barata para tratar hepatitis C

Un popular antialérgico, que se vende sin receta en farmacias para aliviar la tos, los estornudos y las secreciones nasales también puede tratar la hepatitis C, una infección crónica del hígado, dijeron investigadores el miércoles.

Por Miami/AFP

El fármaco puede bloquear el virus y no generaba resistencia, un problema común en los tratamientos de la hepatitis C.
El fármaco puede bloquear el virus y no generaba resistencia, un problema común en los tratamientos de la hepatitis C.

El económico antihistamínico, llamado clorciclizina HCI, contrata con los recientes tratamientos antivirales que por primera vez pueden curar la hepatitis C, pero a un costo de al menos 8.000 dólares para un régimen de cuatro meses.

Como cerca de 185 millones de personas en el mundo sufren de hepatitis C, y la enfermedad puede derivar en cáncer y cirrosis hepática, la idea de dar un nuevo uso a este viejo fármaco da esperanzas sobre todo a los pacientes de Asia y frica, donde la enfermedad es endémica.

“Gracias a su establecido perfil clínico como una medicación segura contra la alergia, su bajo precio y su simple estructura química, el CCZ es un candidato prometedor para reutilizar el fármaco y desarrollarlo más como un agente efectivo y accesible para tratar la infección HCV” , señala el estudio.

Para el estudio, que fue publicado en la revista Science Translational Medicine, los investigadores analizaron una biblioteca de fármacos ya aprobados por la FDA (la agencia estadounidense que regula los medicamentos) para buscar entre ellos candidatos que podrían ser útiles en la lucha contra la hepatitis C.

Así, hallaron que la clorciclizina HCI, que fue aprobada hace cinco décadas, bloquea la infección de la hepatitis C porque evita que el virus ingrese a las células humanas del hígado.

Los experimentos sobre ratas de laboratorio que tenían células humanas mostraron que el fármaco puede bloquear el virus y no generaba resistencia, un problema común en los tratamientos de la hepatitis C.

El medicamento también funcionó bien en conjunción con otros fármacos contra la hepatitis C, haciéndolos más efectivos.

Como este fármaco, también conocido como CCZ, ya ha mostrado ser seguro para los humanos, los investigadores pidieron que se inicien los estudios clínicos para probar cómo trabaja contra la hepatitis C en humanos.

“Gracias a su establecido perfil clínico como una medicación segura contra la alergia, su bajo precio y su simple estructura química, el CCZ es un candidato prometedor para reutilizar el fármaco y desarrollarlo más como un agente efectivo y accesible para tratar la infección HCV” , señaló el estudio.