Internacional

Rajoy propone destituir al gobierno catalán y convocar elecciones

Gobierno español reclama ante el Congreso más poderes para neutralizar movimiento independentista en Cataluña, que llama a protestar contra a las medidas que considera un golpe de Estado de facto.

Por AP

Políticos y activistas catalanes protestan por la decisión de Rajoy. (Foto Prensa Libre: EFE)
Políticos y activistas catalanes protestan por la decisión de Rajoy. (Foto Prensa Libre: EFE)

El gobierno español anunció este sábado un plan sin precedentes para destituir las autoridades separatistas de Cataluña, instalar a su propia gente en su lugar y convocar a elecciones, invocando poderes constitucionales jamás utilizados para controlar la próspera región que amenaza con independizarse.

Tras una sesión especial del Consejo de Ministros, el presidente Mariano Rajoy dijo que pedirá al Senado autorización para que ministros del gobierno central asuman las funciones del gobierno catalán, lo que incluye el control de la Policía, las finanzas y los medios de prensa públicos.

En un esfuerzo por detener el movimiento independentista liderado por políticos separatistas, Rajoy también pedirá al Senado la semana próxima que le dé el poder de llamar a elecciones regionales, algo que por el momento solo puede hacer el presidente catalán.

En Cataluña reinaba el estupor, incluso entre sectores moderados, y el anuncio provocó bocinazos y cacerolazos en las calles de Barcelona.

La alcaldesa Ada Colau, que se opone a la independencia sin un referendo válido con garantías fundamentales, calificó la medida de “ataque grave” a la autonomía catalana.

Políticos del partido separatista de izquierda ERC calificaron la medida de “golpe de Estado” para aplastar la autonomía catalana. El vicepresidente de la región, Oriol Junqueras, instó a la población a participar de una marcha de protesta en Barcelona.

Mariano Rajoy, jefe de gobierno español. 

“Aplicamos el artículo 155, porque ningún gobierno, ningún gobierno, de ningún país democrático puede aceptar que se ignore la ley, que se viole la ley, que se cambie la ley”.

Organizaciones de base en Cataluña que han sido el motor de la campaña de independencia llamaron las medidas “autoritarias” y llamaron a una proclamación inmediata de una república catalana.

El jefe del gobierno catalán Carles Puigdemont ha amenazado con convocar a una votación en el parlamento regional ara una declaración explícita de la independencia de España.

Rajoy dijo que aplicará el artículo 155 de la Constitución para “restaurar la normalidad” en el país, que enfrenta su crisis institucional más grave en décadas. Dijo que debería realizarse una nueva elección en Cataluña en los próximos seis meses.

Dijo que invocará el Artículo 155 de la Constitución para “restaurar la normalidad” en el país, que enfrenta su crisis institucional más grave en varias décadas. Añadió que se convocará a elecciones en la región lo antes posible.

El Partido Popular de Rajoy tiene mayoría en el Senado y cuenta con el apoyo de algunos partidos opositores para aplastar el intento independentista de Cataluña y mantener la integridad territorial de España.

Otros partidos políticos españoles expresaron también su rechazo.

Hablan de golpe de Estado

La presidenta del Parlamento de Cataluña, Carme Forcadell, aseguró hoy que los integrantes de esa Cámara no permitirán la puesta en marcha de las medidas aprobadas por el Consejo de ministros español para restablecer la legalidad en esa región, que calificó de "golpe de Estado de facto".

Forcadell compareció en el Parlamento catalán y dijo que con esas medidas el Ejecutivo español "han traspasado todos los límites" y se mostró convencida de que son inconstitucionales.

A esas disposiciones no les acompañan "ni la legalidad ni la legitimidad política", según la dirigente independentista, convencida además de que lo aprobado por el Gobierno español no cuenta con el apoyo de una mayoría de los catalanes.

"Los que se llenan la boca hablando de la Constitución caerán en la más flagrante inconstitucionalidad al pretender suspender la democracia en Cataluña", agregó Forcadell.