Internacional

Rebeldes islamistas secuestran a 300 kurdos en Siria

Cerca de 300 kurdos que se dirigían a la ciudad de Alepo, en el norte de Siria, para cobrar sus sueldos fueron secuestrados este lunes por rebeldes islamistas, indicaron fuentes kurdas.

Por Beirut/AFP/EFE

Cerca de 300 kurdos que se dirigían a la ciudad de Alepo, en el norte de Siria fueron secuestrados. (Foto Prensa Libre:AFP)
Cerca de 300 kurdos que se dirigían a la ciudad de Alepo, en el norte de Siria fueron secuestrados. (Foto Prensa Libre:AFP)

Por el momento se desconoce qué grupo llevó a cabo el secuestro pero los responsables kurdos acusaron a Frente Al Nosra, relacionado con Al Qaida, que actúa en la provincia de Idlib.

“Un grupo de 300 personas que iban en cinco autobuses y un microbús procedente de la localidad kurda de Afrin fueron secuestradas en un retén de rebeldes islamistas cuando se dirigían a Alepo a cobrar sus sueldos” , dijo a la AFP Nawaf Khalil, portavoz en Europa del Partido de la Unión Democrática (PYD) .

"Había 300 personas en cinco autobuses y fueron secuestradas en Dana, bajo control de facciones islamistas y del Frente Al Nosra, según Abdul Rahman.

El secuestro fue confirmado por otro responsable del PYD, el principal partido kurdo en Siria, y un periodista que estaba en Afrin explicó que las mujeres del grupo fueron liberadas pero que los hombres y los niños fueron retenidos.

"Había 300 personas en cinco autobuses y fueron secuestradas en Dana, bajo control de facciones islamistas y del Frente Al Nosra, según el periodista Ali Abdul Rahman.

Expulsaran a yihadistas

El primer ministro iraquí, Haidar al Abadi, aseguró que se van a coordinar con las autoridades y las fuerzas kurdas para lanzar una ofensiva y expulsar a los yihadistas del grupo Estado Islámico (EI) de la provincia septentrional de Nínive.

En una conferencia de prensa en Erbil, capital del Kurdistán iraquí, retransmitida por la televisión oficial, Al Abadi explicó que su visita a esta región tiene el fin de “coordinar y cooperar en la liberación de Nínive” .

Nínive y su capital Mosul, que cayeron en manos del EI en junio del 2014, son el próximo objetivo de las fuerzas iraquíes tras haber recuperado el control de la estratégica ciudad de Tikrit.

“Si liberamos Nínive, todo Irak se va a estabilizar” , subrayó Al Abadi durante su comparecencia junto al presidente del Kurdistán, Masud Barzani.

El jefe del Gobierno, que visita por primera vez el Kurdistán desde que asumió el cargo en septiembre pasado, señaló que no hay una fecha para lanzar la operación en Nínive y que ésta será una “sorpresa” para los yihadistas.

Al Abadi afirmó que, al igual que en Tikrit, “todo Irak participará en la liberación de Nínive” , destacando la importancia de que los residentes de esa región se impliquen en el operativo.