Internacional

Unión Europea deportará a migrantes que no obtengan asilo

 Los países de la Unión Europea prevén sellar un acuerdo este jueves para deportar rápidamente a los migrantes a los que nieguen ingreso al bloque.

Por Bruselas/AP

Autoridades libias vigilan a algunos de los 220 refugiados que han sido interceptados cuando trataban de llegar a las costas europeas en el puerto de Trípolo.
Autoridades libias vigilan a algunos de los 220 refugiados que han sido interceptados cuando trataban de llegar a las costas europeas en el puerto de Trípolo.

Un aspecto crucial será garantizar medidas más duras para detener a los seleccionados para la deportación a fin de que no escapen para vivir sin autorización en los países de la Unión.       

Más de medio millón de personas han arribado este año en busca de refugio o empleo, lo que ha provocado la mayor emergencia migratoria en varias décadas.       

Pero de todos los que no obtienen asilo o residencia en el bloque de 28 naciones, menos del 40% son regresados a sus países de origen, lo que se considera un defecto grave de la política migratoria común.       

En la reunión del jueves en Luxemburgo, los ministros del Interior de la UE acordarán que “se deben tomar las medidas para asegurar el regreso efectivo de los migrantes irregulares” , de acuerdo con un proyecto de declaración al que tuvo acceso la Associated Press.       

Las medidas incluyen el “uso de la detención como medida legítima de último recurso” .       

La UE tiene normas y leyes de asilo comunes para las personas a las que no se permite permanecer en el bloque, pero rara vez se las aplica de manera consecuente.       

Con el arribo de miles de personas diariamente, las instalaciones fronterizas y de recepción están en el límite de su capacidad. Se considera que asegurar su retorno es una manera de aliviar la presión.       

Según el borrador, los países de la UE prevén gastar más de 800 millones de euros  (900 millones de dólares) hasta 2020 para enviar de regreso a los que entran al bloque sin autorización.      

Se hará un mejor uso de las bases de datos de visas y huellas digitales, y cada país asegurará que las decisiones de deportación se ingreses en el sistema informático de la zona Schengen, como se le conoce al área de fronteras abiertas de la UE.       

Los ministros aprobarán la propuesta de la agencia fronteriza Frontex de apostar “equipos de intervención rápida” e incrementar los poderes de Frontex para coordinar los regresos entre países.       

Los países acordarán “reforzar su capacidad de detención predeportación para garantizar la disponibilidad física de los migrantes irregulares para su regreso” , lo cual significa construir más lugares donde encerrar a la gente para deportarla con mayor facilidad.      

La Comisión Europea evaluará si los países aplican las normas de manera eficaz y consecuente, según el borrador.        Los estados miembros quieren que la comisión presione a los países en desarrollo con los cuales la UE tiene acuerdos comerciales y de ayuda para que reciban a sus ciudadanos que no tienen derecho a permanecer en la UE.