Opinión

PLUMA INVITADA

La Astrobiología

Gustavo Gini

Gustavo Gini

Dentro del campo de la Astrobiología, la Exobiología estudia específicamente las posibilidades de vida extraterrestre, si bien alejándose radicalmente de las meras hipótesis ufológicas (ovnis). Aunque su estudio es universal, a la fecha no se cuenta con evidencia que demuestre la existencia de alguna forma de vida generada fuera del planeta.

Las bacterias siempre han sido objeto de estudio y los microbiólogos del espacio se dedican a encontrar evidencias científicas para demostrar vida exterior, o para prevenir infecciones por seres distintos a los de la Tierra durante los vuelos espaciales. Las estaciones espaciales cuentan con laboratorios que efectúan exámenes lo más pronto posible. Es así que los equipos de identificación de las bacterias y los utilizados hoy para análisis de sangre fueron estudiados y fabricados por científicos de la Nasa antes de utilizarlos en los laboratorios normales de la Tierra.

Este tema de la Astrobiología cada día está tomando más interés, tanto así que se está filmando un sinfín de películas sobre este tema, que cada día parece tener alguna base científica. Los laboratorios de estudios donde solo personal autorizado puede entrar podrían estar efectuando experimentos que desconocemos, tanto con especies terrestres como las probables extraterrestres.

Las ciencias de la Física y Astrofísica parecen ser las más desarrolladas en este interesante campo de la ciencia. Estas ramas de la ciencia tratan de probar interesantes hallazgos como los agujeros negros, la teoría del Bing-Bang, la elaboración de la partícula de Dios, etc.

Un equipo de científicos ha publicado los resultados de un estudio investigativo de un meteorito “Molino de Sutter” que aterrizó en California en el 2012. Los resultados revelan que el meteorito contenía una serie de características asociadas con minerales como olivinos, filosilicatos, carbonatos y posiblemente piroxenos, así como compuestos orgánicos.

Sin embargo, una conclusión fundamental del papel y que es probable que sea de gran interés para los astrobiólogos es una confirmación de que los meteoritos pueden resultar contaminados por compuestos orgánicos establecidos en la Tierra muy rápidamente.

Ahora ha aparecido un raro mineral conocido como “tres impactos”, del enorme cráter de impacto de un meteorito en Wisconsin. Los investigadores descubrieron el mineral, llamado reidita, en la estructura de impacto de Rock Elm, en Wisconsin occidental. La reidita es una forma densa del zircón, uno de los minerales más resistentes de la Tierra.

“Trabajo con los zirconios más antiguos en la Tierra, y el reidita es mucho más raro que 4.4 billones de años de zirconios”, dijo Aaron Cavosie, un geoquímico en la Universidad de Puerto Rico en Mayagüez, quien presentó los resultados de la investigación del 22 de octubre en la reunión anual de la Geological Society of America en Vancouver, Columbia Británica. Ciencia plus.com, febrero del 2015. Los grandes problemas del hombre para resolver estos conflictos son el concepto acerca del tiempo, el cual es finito, y su lógica referente a las cosas, que siempre las analiza dentro de un marco humano eminentemente racional.

De tal manera que la Astrobiología pretende dar respuesta a muchas incógnitas de nuestro tiempo, como por ejemplo: ¿qué hace al humano ser el único inteligente en todo este universo? ¿Por qué creemos que todo lo podemos controlar a voluntad? Si en realidad, la existencia está sujeta a cambios inexplicables de la energía, las moléculas, o bien, los deseos de un incitador, inductor, iniciador o creador.