Leer para Creer

Suicida se arrepiente pero da un mal paso y cae al vacío

Un joven ruso, en estado de ebriedad, quiso acabar con su vida al subir a lo alto de puente en Moscú, Rusia. Sin embargo, un transeúnte casi logró que cambiara su decisión pero cayó de una altura de más de 30 metros.

Por Redacción

El Puente de Crimea, ubicado en Moscú, Rusia, fue el lugar que eligió un joven ebrio, de 22 años, para acabar con su vida.

Uno de los transeúntes que miraba el suceso decidió subir al puente para conversar con el joven y hacerlo cambiar de decisión. Afortunadamente el suicida aceptó la ayuda.





El video publicado en YouTube mostró el momento en que ambos regresaron a la orilla del puente hasta que un paso en falso provocó que el joven cayera de más de 30 metros de altura y golpeara contra el asfalto.  El rescatista no se percató del incidente hasta que llegó a la orilla.

El golpe provocó que el hombre muriera instantáneamente. Ahora las autoridades investigan este hecho para aclarar lo que realmente pasó.