Iniciar Sesión
Registrarse
  Preguntas frecuentes
  |  
¿Olvidó su contraseña? 

25/11/12 - 00:00 Nacionales

Sueño arrebatado

Este año no habrá celebración de Navidad en la casa de Nancy Cruz Ortiz, la joven científica que fue asesinada la madrugada del viernes 3 de agosto último, en su apartamento, situado en la colonia Villa Sol, zona 12. Su familia afirma que “marcó la vida de sus padres, amigos, conocidos y desconocidos”.

En una mañana fría, en un sillón y con un álbum fotográfico sobre la mesa, Gilda Ortiz, madre de Nancy, relata la trayectoria de su hija, a quien describió como una mujer polifacética que dejó muchas cosas pendientes por realizar.

Con 34 años y 1.47 metros de estatura, Nancy tuvo una fulgurante trayectoria profesional. Fue una dedicada estudiante que se graduó en Bioquímica, obtuvo una maestría en Inmunología e Inmunogenética y aplicó a un doctorado del Instituto Pasteur, Francia.

“Desde mi vientre fue una niña petit”, dice la madre de Nancy, quien nació el 29 de enero 1978. Resalta que su pequeña estatura contrastaba con sus enormes inquietudes y sueños. Estudió en el colegio Austríaco desde prekinder hasta tercero básico y sus compañeros la molestaban por su tamaño. Posteriormente, la trasladamos el Liceo Americano, donde brilló como toda una estrella”, agrega Ortiz.

Pasión por la danza

Además de su excelencia académica, Nancy cultivó otra faceta personal. Desde 1988 empezó a tomar clases de ballet, pues durante las vacaciones escolares de ese año, sus padres la inscribieron junto con su hermana Claudia en un curso de gimnasia, karate y pintura.

No le gustó mucho la gimnasia, pero sí se apasionó por la danza.

Al salir del diversificado, quiso viajar a estudiar a Austria, pero sus padres le aconsejaron que cursara una carrera en Guatemala.

En 1997 ingresó en la Universidad del Valle y optó con estudiar Bioquímica, meta a la que se dedicó por completo.

Se incorporó al grupo de profesionales que trabajaba en un estudio para determinar la prevalencia de problemas cardíacos asociados a la enfermedad de Chagas en la población adulta de Jalapa y Jutiapa,

Este fue su tema de tesis de licenciatura y se graduó en enero del 2005.

El ballet clásico seguía en su vida y en otros momentos libres tocaba piano, pintaba al óleo y bordaba en cuadros, varios de los cuales decoran la pared de la sala de sus padres, quienes no pueden evitar suspirar al verlos.

Su hermana Claudia, cuenta entre lágrimas: “Era parlanchina, alegre, metódica, responsable, ordenada, su bebida favorito era el vino, se volvió vegetariana luego de conocer a su esposo, de quien tenía cinco meses de haberse separado cuando murió”.

Claudia relata que Nancy buscó tranquilidad, espiritualidad, paz interna por medio de clases de yoga, en las cuales era muy disciplinada.

En los últimos dos años, Nancy coordinó el laboratorio de referencia para la certificación de la eliminación de la transmisión de la enfermedad de oncocercosis en las Américas.

Esta tarea la llevó a colectar muestras en áreas inaccesibles desde Ecuador hasta Uganda, África, en donde ayudó a establecer el laboratorio de certificación contra ese mal.

En el 2007, obtuvo los fondos para estudiar a distancia la maestría en Inmunología e Inmunogenética en la Universidad de Mánchester, Inglaterra. Se graduó en marzo de este año con reconocimiento.

Fue aceptada para el programa de doctorado en la universidad ETH, en Zúrich, Suiza, para el cual ya había obtenido financiamiento.

El 5 de agosto de este año, Nancy fue agredida hasta morir. Por este caso fueron capturados tres hombres, sindicados de haber cometido el crimen y que están acusados de femicidio. Mañana será la audiencia de presentación de pruebas.

“Solo pido justicia, que paguen por lo que hicieron, que el caso de mi hija quede como precedente para que aquellos que quieran hacerle daño a otras personas lo piensen”, expresa la madre de Nancy.

POR ROSMERY GONZáLEZ /

Más noticias de Nacionales

Herramientas

Videos

multimedia

© Copyright 2012 Prensa Libre. Derechos Reservados.

Se prohibe la reproducción total o parcial de este sitio web sin autorización de Prensa Libre.