Registrarse ¿Por qué registrarse?

Con tu usuario podrás:


- Ingresar al visor de la edición impresa
   de Prensa Libre

- Comentar cada nota publicada
   *ver términos y condiciones de uso
   del portal

- Obtener beneficios y promociones
   para usuarios registrados de
   Prensalibre.com


Olvidó su contraseña?

30/12/11 - 08:12 Política

Ejecutivo pone en marcha el reglamento para las cárceles

El Ejecutivo publicó este viernes y con vigencia desde mañana el Reglamento para la Ley del Régimen Penitenciario, que las distintas autoridades que han ocupado la Dirección del Sistema Penitenciario han señalado como fundamental para mejorar la gestión en las cárceles del país.

CIUDAD DE GUATEMALA - El reglamento se propone cumplir lo que manda la ley, relacionado con los derechos y obligaciones de los reos, estructura y finalidad de Presidios, y la readaptación social de los prisioneros para reintegrarlos a la sociedad.

La norma contempla los capítulos de derechos, obligaciones y prohibiciones de los presos, organización de la Dirección General de Presidios, la nueva Comisión Nacional del Sistema Penitenciario, la Escuela de Estudios Penitenciarios, las cárceles para detención preventiva, cumplimiento de condena y máxima seguridad; la redención de penas, el régimen disciplinario y el registro de detenciones.

Entre los derechos destaca que, siempre y cuando Presidios no pueda prestar un servicio médico, el preso puede obtenerlo por su cuenta; podrá alimentarse por su cuenta y, si su situación jurídica lo permite, podrá aspirar a un trabajo diurno en lugares cercanos a la cárcel. Tendrá derecho a biblioteca, a estudios, visitas familiares e íntimas, a información, a privacidad al momento de consultas con su defensa legal, y a practicar cualquier confesión de fe.

Las personas que estén detenidas de manera preventiva deberán permanecer en ambientes para ese efecto y se establece que un juez puede otorgar permisos de salida. Los condenados a muerte deberán permanecer en espacios distintos a los demás reos.

La población reclusa queda obligada al respeto a la ley y autoridad, a los derechos de los otros reos, a mantener orden, higiene, seguridad, disciplina y buenas costumbres; denunciar vejámenes. Tendrán prohibido la portación de armas, consumo y tenencia de bebidas alcohólicas, medicamentos sin receta, objetos valiosos, más de Q300, los celulares, chips, baterías, computadoras, y realizar funciones administrativas y disciplinas que competen solo a la autoridad.

En otro capítulo, el reglamento establece las cárceles de detención preventiva, de cumplimiento de condena y de máxima seguridad para hombres y mujeres, donde un equipo multidisciplinario tendrá la potestad de diagnostica y ubicar a los reos según su perfil.

En una fase que el reglamento llama "de prelibertad", se permite un juez de Ejecución pueda permitir que un reo trabaje en el día fuera de la cárcel, con un sentido readaptación social.
Sobre la redención de penas, la norma la permite mediante el trabajo intelectual o material en producción o prestación de servicios.

POR PRENSA LIBRE.COM / GUATEMALA

Herramientas

Tags

Multimedia

multimedia

© Copyright 2012 Prensa Libre. Derechos Reservados.

Se prohibe la reproducción total o parcial de este sitio web sin autorización de Prensa Libre.