Revista D

Centro espiritual

El Campamento Presbiteriano Monte Sion, en Amatitlán, un espacio para encontrar la paz interior.

Por Ana Lucía González Fotos Rodrigo Méndez

Archivado en:

Monte Sion
El Campamento se encuentra a la orilla del Lago de Amatitlán.
El Campamento se encuentra a la orilla del Lago de Amatitlán.

Con una extensión de 25 manzanas, en pleno contacto con la naturaleza, el Campamento Presbiteriano Monte Sion, en Amatitlán, es el sitio perfecto para llevar a cabo retiros espirituales, aunque también se pueden organizar eventos escolares, de instituciones, así como descansos familiares.

La principal atracción es la extensa área para actividades al aire libre. El lugar cuenta con bosques, piscinas y pequeñas cabañas.

Durante el verano el campo luce seco y los mosquitos abundan por la cercanía del Lago de Amatitlán, sin embargo, las dos piscinas resultan ideales para refrescarse y disfrutar de un rato ameno.

“La mayor parte del año se encuentra ocupado, principalmente por grupos evangélicos, aunque también nos visitan colegios, instituciones y comunidades católicas, siempre y cuando cumplan con el reglamento”, indica Glendy Collado, secretaria de Monte Sion.

Ministerio Icthus

El Campamento está ubicado en el kilómetro 40.5 de la carretera al relleno de Amatitlán. Fue fundado en 1955 por el reverendo John Shackelford (1918-2014) y su esposa, como dirigente del ministerio presbiteriano Icthus (pez en griego). El proyecto surgió con el objetivo de ayudar, de manera integral, a jóvenes de los 10 a 14 años, partiendo de la experiencia de los grupos Scouts, según cita la página icthusint.org. Fue así como surgió la idea de darles una educación cristiana desde experiencias más interesantes.

En una tarde de abril, un grupo de 80 jóvenes de la iglesia evangélica Palabra en Acción de San Marcos visitó el campamento.

El grupo se divirtió con juegos en el campo y luego en la piscina. “Las actividades deportivas y lúdicas son el complemento de nuestra guía espiritual”, afirmó Alejandra de Aragón, dirigente del grupo.

Servicios

Monte Sion tiene capacidad para albergar hasta a 400 personas, distribuidas en 18 cabañas que están identificadas con nombres bíblicos y que reúnen las comodidades básicas. En cada una pueden pernoctar entre 12 y 14 personas, para lo cual la empresa provee de literas, pero los huéspedes deben llevar su ropa de cama y accesorios de limpieza.

También hay otra sede de este campamento en Sanarate, El Progreso, con capacidad de hospedaje para 80 personas.