Registrarse ¿Por qué registrarse?

Con tu usuario podrás:


- Ingresar al visor de la edición impresa
   de Prensa Libre

- Comentar cada nota publicada
   *ver términos y condiciones de uso
   del portal

- Obtener beneficios y promociones
   para usuarios registrados de
   Prensalibre.com


Olvidó su contraseña?

22/01/13 - 00:00 Vida

Bellezas en el aire

Las plantas y flores no solo seducen a los ojos por su estética, sino tienen cualidades que equilibran la armonía de las personas y son bioregeneradoras de oxígeno en el ambiente.

POR ÁXEL VICENTE

Como no hay nada mejor que lo que ofrece la naturaleza, la decoración con plantas colgantes es una opción para todos los que desean disfrutar de un entorno agradable.

“La limitación de espacio hace que las plantas colgantes sean ideales para el hogar. Esta tendencia se remonta hasta los Jardines Colgantes de Babilonia —en el siglo VI a. C.—”, dice Gustavo Lainfiesta, del vivero Botanik.

Esta no solo se trata de una práctica decorativa. “Las flores y plantas tienen la capacidad de dar vida al ambiente en una habitación o un patio”, comenta Gabriel Orany Falla, del vivero Flora.

Otras tienen la facultad de descontaminar. “Algunas eliminan las toxinas que se encuentran dentro del hogar, a través de la purificación del aire”, afirma Lainfiesta.

Algunas de ellas pueden ser el teléfono, dracaena, hiedra, filodendro, begonia y singonium.

Tipos

Las plantas colgantes se dividen en dos: de interior y exterior. Además, estas pueden ser de luz, sombra, y media sombra; así como con flores, aromáticas y hasta comestibles.

También se clasifican por texturas y formas: lanceoladas, lobuladas o aterciopeladas.

Ariane de López, de Botanik, explica que para interiores, las más recomendadas son las colas de quetzal, charlies, malasmadre, helechos, cuernos de alces y colgantillo.

La mayoría de plantas con flores son para los ambientes exteriores, ya que necesitan sol para obtener los nutrientes necesarios. Entre estas figuran la fucsia, buganvilia, piracanta, verbena, rosales, begonia y petunia.

También se encuentran las comestibles, que además de decorar la casa, se suelen usar como condimentos en la cocina, como romero, hierbabuena, tomillo o la mejorana.

“Hay miles de opciones de plantas colgantes que pueden utilizarse en la oficina y en el hogar, lo recomendable es buscar asesoría antes, porque cada una tiene cuidados específicos y necesidades determinadas”, exhorta Lainfiesta.

Exterior

Estas plantas necesitan  luz solar para  mantenerse saludables.

Rosales

Las rosas  miniatura son ideales para decorar el exterior, porque al crecer crean enredaderas que se acoplan a las estructuras.

Petunias

Sus  colores y formas  evocan bastante armonía. Los cuidados son básicos: requieren   abundante sol para crecer y    riego constante.

Suculentas

Pueden  almacenar agua en sus tejidos carnosos, lo  que las hace resistentes a las sequías, suelos áridos y  calores extremos.

Lazo de amor

Están de moda y tienden a crecer hasta tres metros. Son ideales para  balcones y edificios, a fin de que cubran las fachadas.

Interior

La mayoría de plantas de interiores necesitan  sombra. Se caracterizan por  carecer de  flor y fruto.

Tilansia

Conocida como “clavel del aire”, es una planta de interior que pertenece a la familia de las bromeliáceas, y comprende unas 500 especies diferentes.

Cola de Quetzal

La Nephrolepis, conocida como cola de quetzal,  necesita   sombra. Es muy utilizada en oficinas y empresas.

Filodendros

El Philodendron o filodendro necesita luminosidad moderada, pues   el exceso de sol  llega a quemar las hojas y tornarlas amarillas.

Teléfono

Es una especie de filodendro de hoja acorazonada (Philodendron scandens). Es considerada  una trepadora, ya que tiene nudos  para fijarse a cualquier soporte.

Variedad

Aunque la diversidad de plantas  es extensa, hay factores que se deben considerar:

Las cactáceas o suculentas   pueden resistir por muchos días la ausencia de agua, por lo que pueden estar  en  interiores y exteriores.

Antes de elegir una planta colgante, hay que considerar el espacio en casa, el tipo de iluminación y  la ventilación, a fin de  establecer si el lugar reúne las condiciones necesarias para esta.

Hay que informarse sobre los cuidados específicos de cada una: abono, cantidad de riego, tipo de tierra —los viveros pueden dar esta orientación— y estar seguros de que sí se cuidará bien.

El riego en exceso  puede  producir hongos y aumentar el riesgo de que la planta muera.

Es necesario podarlas para acelerar el proceso de crecimiento. Una buena época para hacerlo es después del invierno, ya que contará con los nutrientes necesarios para que sus follajes  y flores crezcan adecuadamente.

La falta de iluminación causa  plagas y enfermedades.

Aunque cada planta tiene sus cuidados específicos, la mayoría se debe abonar cada 20 días, alternando el tipo de abono entre granulares y foliares.

En cuanto a las macetas, bases y recipientes, la tendencia actual es usar de plástico, barro, aluminio, madera, así como productos orgánicos como el coco o el musgo, para dar un tono más rústico y llamativo.


Más noticias de Vida

Herramientas

Tags

Multimedia

multimedia

© Copyright 2012 Prensa Libre. Derechos Reservados.

Se prohibe la reproducción total o parcial de este sitio web sin autorización de Prensa Libre.