Escenario

Cortos nacionales compiten en certamen My Rode Reel 

Tres minutos para narrar una historia en la pantalla; ese fue el reto al que se enfrentó un grupo de jovenes realizadores guatemaltecos que participan en el concurso australiano de cortometrajes My Rode Reel.

Por Ana Lucía Ola

Archivado en:

Cine Concurso Cortometraje
Las propuestas guatemaltecas compiten junto a cortometrajes de más de 80 países. (Foto Prensa Libre: Cortesía UFM)
Las propuestas guatemaltecas compiten junto a cortometrajes de más de 80 países. (Foto Prensa Libre: Cortesía UFM)

Con los videos Nadie camina y Backfire, estos estudiantes de la Escuela de Cine y Artes Visuales de la Universidad Francisco Marroquín representan al país y a la región en una competencia que contabiliza 1 mil 220 trabajos de distintos países.

Son 21 categorías que se premiarán y los resultados del concurso se darán a conocer del 29 de junio al 5 de julio próximos en el sitio rode.com, donde están colgados los videos y se puede votar por ellos.

Experiencia

Ambas historias se adentran en el mundo del drama y la acción.

Nadie camina es la historia de Sofía, quien presencia un asesinato, y el criminal, un menor de edad, la obliga a cubrir la escena.

La historia es, según su director Pedro Murcia, “un exorcismo social que deja en las manos del espectador una reflexión interna”. El video se grabó en 10 días con un equipo de siete personas en locaciones de la ciudad.



La historia Nadie Camina fue creada por un grupo de siete estudiantes. (Foto Prensa Libre: Cortesía UFM)
La historia Nadie Camina fue creada por un grupo de siete estudiantes. (Foto Prensa Libre: Cortesía UFM)


Al final, el corto retrata la inseguridad y violencia que se vive  en países como Guatemala. La historiase creó en una semana. Para participar en el concurso los estudiantes también grabaron el detrás de cámaras.

Backfire es el título del otro corto, dirigido por Donald Guerra y Steven De Puy.

En 18 días y con la participación de 10 personas, ellos grabaron la historia de John, un detective de Schellenger City, que busca al asesino de su hija, sin saber que este es un cazarrecompensas que también quiere matarlo.



Backfire se grabó con una cámara Black Magic 2.5k.(Foto Prensa Libre: Cortesía UFM)
Backfire se grabó con una cámara Black Magic 2.5k.(Foto Prensa Libre: Cortesía UFM)


Tres actores participan en la historia, que muestra los riesgos y sacrificios  que una persona puede llegar a enfrentar para salvar a un ser querido. El guion se creó en cinco semanas y la grabación se hizo en dos. Los diálogos son en inglés.

“Con este video deseamos demostrar que Guatemala está llena de talento”, dijo Guerra.