Escenario

La ceremonia de los Óscar será una noche de política

“La La Land” llega a los Óscar como la favorita, pero no todo será música y alegría.  Con el controversial clima político en Estados Unidos, se prevén discursos “a la Meryl Streep” contra las iniciativas del presidente Donald Trump.

Por LOS ÁNGELES / AP

Personalidades podrían sacar a relucir críticas contra el gobierno actual de Estados Unidos, durante la 89 ceremonia de los Oscar. (Foto Prensa Libre, AP)
Personalidades podrían sacar a relucir críticas contra el gobierno actual de Estados Unidos, durante la 89 ceremonia de los Oscar. (Foto Prensa Libre, AP)

El drama de Barry Jenkin, Moonlight, sobre un joven afroamericano gay en los barrios bajos de Miami se impuso en los Premios Spirit del Cine Independiente en la víspera, cuando obtuvo seis galardones que incluyeron mejor película. El domingo compite por ocho estatuillas.    

La La Land, con 14 nominaciones a los Premios de la Academia que empataron con el récord de Titanic y All About Eve  (La malvada), no calificaba para los Spirit. Aunque costó una módica suma de US$30 millones, para estos galardones solo se consideran películas hechas por US$20 millones o menos.   

La ceremonia de los premios Oscar, en su 89 edición, se transmitirá en vivo desde el Teatro Dolby de Los Ángeles, a partir de las 19.30 horas, en Guatemala, después de su glamorosa alfombra roja.



Escena de "La La Land"
Escena de "La La Land"


Jimmy Kimmel se estrenará como anfitrión de la gala un año después de que el comediante afrodescendiente Chris Rock presentara los Oscar como los “People’s Choice Awards Blancos” ante la falta de diversidad en Hollywood.   

Luego de dos años consecutivos en los que fueron nominados actores solo blancos, este año compiten múltiples actores y directores afrodescendientes gracias a películas como Moonlight, la adaptación de Denzel Washington de la obra teatral de August Wilson Fences, y la cinta de Theodore Melfi sobre un grupo de matemáticas que trabajaron para la NASA, Hidden Figures.   



Escena de "Fences"
Escena de "Fences"


Por primera vez hay un actor afrodescendiente en cada categoría actoral, con un récord de seis intérpretes postulados: Washington, a mejor actor por Fences; Ruth Negga, a mejor actriz por Loving; Mahershala Ali, a mejor actor de reparto por Moonlight, y Viola Davis, Naomie Harris y Octavia Spencer a mejor actriz de reparto, por Fences, Moonlight y Hidden Figures, respectivamente. Dev Patel, de origen indio, compite por su papel de reparto en Lion.   

Además, cuatro de las cinco películas nominadas a mejor documental fueron hechas por realizadores afrodescendientes, Bradford Young  (Arrival) es el segundo director de cinematografía de color postulado, y Kimberly Steward es la segunda productora nominada a mejor película, por Manchester by the Sea.    



Escena de "Manchester by the sea"
Escena de "Manchester by the sea"


Sin embargo, el tema de la diversidad persiste ante la falta de representación hispana y asiática, entre otras minorías. Los Oscar vieron ganar en años consecutivos a los realizadores mexicanos Alfonso Cuarón, Alejandro González Iñárritu y Emmanuel Lubezki, así como al chileno Claudio Miranda, pero en esta edición solo compiten dos latinos: el mexicano Rodrigo Prieto, por la cinematografía de la cinta de Martin Scorsese Silence, y el aclamado dramaturgo y músico de origen puertorriqueño Lin-Manuel Miranda, a mejor canción original por How Far I’ll Go de la cinta animada Moana.   





Los latinos también han estado ausentes de las categorías de actores por varios años. El mexicano Demian Bichir es el nominado más reciente, en 2012. Antes el puertorriqueño Benicio de Toro fue postulado en el 2004 a mejor actor de reparto por 21 gramos, después de haber ganado el premio en el 2001 por Traffic.

En el caso de las actrices, la colombiana Catalina Sandino Moreno consiguió la candidatura a mejor actriz en el 2005 por María, llena eres de gracia.  “Diversidad no solo significa negro”, dijo Spencer en una entrevista reciente. 

Los seis directores de las cinco producciones nominadas a mejor película en lengua extranjera emitieron el viernes un comunicado conjunto en el que condenaron “el clima de fanatismo y nacionalismo que vemos hoy en Estados Unidos y en tantos otros países, en partes de la población y, más desafortunadamente, entre destacados políticos”.    

Los firmantes incluyeron al director iraní Asghar Farhadi, cuyo filme The Salesman (El viajante) podría merecerle su segundo Oscar. El realizador no asistirá a la ceremonia en protesta a la medida de Trump que prohíbe la entrada a personas de siete países predominantemente musulmanes, incluyendo Irán.



Escena de "El viajante"
Escena de "El viajante"