Escenario

Los rostros de la fe y fervor católico

Para los fieles católicos, la Cuaresma y Semana Santa constituyen una época de fervor para rememorar la Pasión y posterior Resurrección de Jesucristo, mediante cortejos procesionales que llevan en hombros a veneradas imágenes.

Por Redacción Cultura

Los distintos Nazarenos recorren el Centro Histórico de la Ciudad de Guatemala. (Foto Prensa Libre: Jesús en Guatemala)
Los distintos Nazarenos recorren el Centro Histórico de la Ciudad de Guatemala. (Foto Prensa Libre: Jesús en Guatemala)

Estos días se caracterizan por su colorido y fe. “De manera oficial, la Semana Santa comienza con la procesión de “la borriquita” —Jesús de las Palmas—, que simboliza la entrada de Jesús a Jerusalén. Empieza de manera festiva y termina de manera gloriosa, con la Resurrección”, señala el investigador Juan Manuel Lowell.

La alusión más antigua de una procesión en Guatemala data del 9 de septiembre de 1542, cuando el Ayuntamiento acuerda que se celebre un cortejo cada 11 de septiembre, para conmemorar la destrucción de Santiago.

Después del terremoto de 1773 que destruyó esa ciudad, en el Valle de Panchoy, los altos jerarcas de la iglesia se trasladaron a la Nueva Guatemala de la Asunción —hoy Ciudad de Guatemala—. Así, las cofradías y hermandades continuaron la veneración de sus imágenes. En esta edición se incluye cinco de las más veneradas, por su valor histórico y artístico, por los devotos en la capital.



Foto Prensa Libre: Jesús en Guatemala
Foto Prensa Libre: Jesús en Guatemala


Jesús de las palmas

La consagrada imagen, única en su género, fue esculpida por el maestro escultor Raymundo Vielman, por encargo de don Manuel Barillas Castilla a finales del siglo XIX.

“La borriquita” en la que descansa el Cristo Capuchino fue  tallada por Francisco Masaya en 1954. Su festivo cortejo procesional sale  el Domingo de Ramos,  precedida por los 12 apóstoles para representar su entrada triunfal a Jerusalén. Esta procesión inaugura la conmemoración de  Semana Santa en la Ciudad de Guatemala. 



Foto Prensa Libre: Ángel Elías
Foto Prensa Libre: Ángel Elías


Cristo yacente del Calvario

“Durante muchos años se ha atribuido la talla  del Cristo Yacente a Pedro de Mendoza, un escultor que vivió durante el siglo XVII, probablemente porque fue contemporáneo de la  construcción del templo del Calvario. Sin embargo, no existen pruebas documentales al respecto”, dice el historiador Aníbal Chajón. La consagrada imagen ha pasado por varias restauraciones. Hay una registrada en la década de  1960.  La más reciente fue la que se hizo  en el 2015, a cargo del Instituto de Antropología e Historia. Su cortejo tradicional sale el Viernes Santo por la tarde. 



Foto Prensa Libre: Jesús en Guatemala
Foto Prensa Libre: Jesús en Guatemala


Cristo del amor

Se cree que la  consagrada imagen del Señor Sepultado de Santo Domingo, Cristo Yacente del Amor,  fue esculpida alrededor del año 1500. Llegó a América en una caja empujada por las olas de un navío procedente de Inglaterra como parte de la dote de Catalina de Aragón, hija de los reyes de España, y casada con Enrique VIII de Inglaterra.

Fray Francisco Ximénez, dijo sobre esta obra: “El Cristo  fue esculpido con tanto amor, con tanta dulzura y con tanto

espíritu, que lo menos que se le puede llamar es Cristo del Amor”. Su cortejo sale  el Viernes Santo.



Foto Prensa Libre: Jesús en Guatemala
Foto Prensa Libre: Jesús en Guatemala


Cristo Rey

El investigador Víctor Miguel Díaz afirmaba que la consagrada imagen de Jesús Nazareno del templo de  Candelaria, conocido como Cristo Rey, fue esculpida a mediados del siglo XVI (1563). La fecha de su talla, el escultor y encarnador y  restauraciones son una incógnita.    Se trasladó al Valle de la Virgen enmayo de 1784. “En la nueva capital  ha estado presente en las celebraciones de Semana Santa y con el paso de los años su devoción ha aumentado. El 3 de febrero de 1917 fue consagrada”, dice el investigador Manuel Morales Montenegro. Su cortejo sale el Jueves Santo.



Foto Prensa Libre: Jesús en Guatemala
Foto Prensa Libre: Jesús en Guatemala


Rey del Universo

La consagrada imagen de Jesús Nazareno de los Milagros del templo de San José, Rey del Universo,  fue esculpida en el último cuarto del siglo XVII o en las primeras décadas del XVIII. Se le   ha  atribuido, por tradición, a Alonzo de la Paz y Toledo, imaginero guatemalteco del siglo XVII, pero no existe documentación que lo compruebe. El padre José Mariano de la Coronación  le da el título Rey del Universo, que se puede observar en el frente de su anda.  Desde 1954 se le considera uno de los cortejos procesionales más importantes e imponentes, que sale desde 1848 el Domingo de Ramos.