Salud y Familia

La dieta vegetariana es amigable con el medioambiente

Una dieta basada solo en vegetales no solo es bueno para el organismo, sino también es una forma efectiva de combatir el cambio climático, según un estudio de la Universidad Adventista de Loma Linda.

Por Redacción Buena Vida

La producción DE vegetales produce menos gases contaminantes que la de alimentos cárnicos (Foto: Hemeroteca PL).
La producción DE vegetales produce menos gases contaminantes que la de alimentos cárnicos (Foto: Hemeroteca PL).

La investigación, publicada en American Journal of Clinical Nutrition, determinó que una dieta vegetariana emite un tercio menos cantidad de gases que causan el efecto invernadero que una dieta con productos cárnicos.



El sector GANAdero genera 14.5 por ciento de los gases de efecto invernadero (fOTO: hEMEROTECA pl).
El sector GANAdero genera 14.5 por ciento de los gases de efecto invernadero (fOTO: hEMEROTECA pl).


Por lo tanto, una dieta vegetariana o semivegetariana es una herramienta útil contra el cambio climático causado por emisiones, según el informe.

“El mensaje que debe quedar es que una pequeña reducción en el consumo de productos de origen animal da beneficios nada triviales sobre el medio ambiente y en la salud”, dijo Samuel Soret, uno de los coautores y adjunto al decano en la Escuela de Salud Pública de la Universidad de Loma Linda.



Una dieta Vegetariana o semivegetariana es una herramienta útil contra el cambio climático causado por emisiones ((fOTO: hEMEROTECA pl).
Una dieta Vegetariana o semivegetariana es una herramienta útil contra el cambio climático causado por emisiones ((fOTO: hEMEROTECA pl).


El estudio también estableció que la tasa de mortalidad en las personas no vegetarianas es un 20 por ciento mayor que en aquellas que siguen una dieta vegetariana o semivegetariana.

Los investigadores de Loma linda usaron para el estudio los resultados que han identificado sistemas alimenticios como una contribución global positiva al calentamiento global, así como datos de los estudios realizados por la facultad de la salud de la Universidad Adventista .

Es el resultado del primer estudio que se hace con una gran población simultáneamente, según informó la facultad de salud de la Universidad de Loma Linda. Estudios previos que relacionan la dieta con la emisión de gases de efecto invernadero se basaba en datos simulados o en muestras de población relativamente pequeñas para llegar a conclusiones similares, se indicó.



Un cambio global hacia dietas basadas en vegetales ayudaría a proteger a las personas contra la escasez de recursos alimentarios (fOTO: hEMEROTECA pl).
Un cambio global hacia dietas basadas en vegetales ayudaría a proteger a las personas contra la escasez de recursos alimentarios (fOTO: hEMEROTECA pl).


“Para nuestro conocimiento, no hay estudios aún que hayan utilizado una base de datos no simulada para ayudar en la mitigación del cambio climático y su potencial, así como resultados reales en la salud por los mismos patrones en la dieta”, dijo Joan Sabaté, uno de los coautores del estudio.

El estudio argumenta que un cambio global hacia dietas basadas en vegetales ayudaría a proteger a las personas contra la escasez de recursos alimentarios e incrementar la seguridad y sostenibilidad alimentaria.

Algunos datos del sitio de European Vegetarian:

350 libras de papas podrían cultivarse en la misma cantidad de terreno para producir 2.5 libras de carne

Una dieta que consista en un 80 por ciento de alimentos de origen vegetal y 20 por ciento de carne necesita 1 mil 300 metros cúbicos de agua al año, mientras que una dieta vegetariana necesita la mitad de esa misma cantidad.

El sector ganadero genera más gases de efecto invernadero (siendo su equivalente en CO2 un 18 por ciento) que el transporte, y es una de las principales causas de la degradación del agua y suelo.

Hace dos semanas, el periódico The Guardian publicó un video donde se habla sobre los perjuicios que causa la producción ganadera al medioambiente, al producir 14.5 por ciento de los gases de efecto invernadero a nivel mundial.

De continuar así, las emisiones para el 2050 aumentarán a un 73 por ciento, se dice en el video, por lo que propone reducir el consumo de carne y huevos.