Salud y Familia

Los niños con discapacidad también deben celebrar el Día del Niño

Todos los niños tienen el derecho de celebrar su día con salud integral, emoción y alegría.

Por Yadira Montes

La Asamblea General de las Naciones Unidas aprobó en 1954 el Día Universal del Niño, el cual se celebra en Guatemala el 1 de octubre, festividad que tiene como objetivo recordar que los derechos de los menores de edad deben respetarse.

Mañana, cuando se celebre esa fecha especial, todos los pequeños del país estarán de fiesta, y los adultos deben esmerarse para que ellos disfruten al máximo. Pero, ¿qué sucede con los niños que tienen capacidades distintas?

“La celebración del Día del Niños es igual para todos, pero se deben buscar alternativas que se adapten a sus gustos y necesidades. El objetivo es que el pequeño se sienta bien y lo disfrute a lo grande”, explicó ayer Liza Palomo, psicóloga educativa y educadora especial, durante El Consultorio, que se transmite por www.prensalibre.com.

Alternativas

Los niños con capacidades distintas pueden tener discapacidades físicas, retrasos en el desarrollo intelectual, dificultad para hablar o miedo a relacionarse, entre otras condiciones.

De acuerdo con Palomo, la celebración para los menores a los que les asusta el ruido o les abruma ver mucha gente, lo ideal es explicarles con anticipación que se expondrán a esa situación. “Para esto se pueden utilizar dibujos, así los niños se sentirán con más confianza”, agregó.

Otra opción es pedirles que utilicen audífonos con música leve, para reducir su nivel de estrés.

“Es necesario recordar que los niños con capacidades distintas no dejan de ser niños. El mejor regalo que podemos ofrecerles es más atención y trato igualitario”, enfatizó.



Los frutos secos son una opción para sustituir los caramelos de las piñatas. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL).
Los frutos secos son una opción para sustituir los caramelos de las piñatas. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL).


Alimentos

Es normal que en las fiestas infantiles abunden los dulces y los postres, pero, en el caso de los pequeños con necesidades distintas, se debe reducir el consumo de azúcar y productos con saborizantes y preservantes.

“Si durante todo el año nos dedicamos a cuidar su dieta, el 1 de octubre no es excusa para descuidarla. Debemos optar por alimentos sanos y nutritivos, ya que estos no alteran la conducta de los menores”, destacó Palomo.

Según la psicóloga, todas las personas tienen que optar por una dieta saludable, en especial los niños. “Los dulces de las piñatas se pueden sustituir por semillas, pasas o juguetes educativos. Les garantizo que la diversión será igual”, concluyó la educadora.

Aceptación

  • Los padres de un niño con capacidades distintas deben pasar por un duelo, a fin de que puedan aceptar la condición de sus hijos.
  • Los padres  deben aceptar que su hijo tiene capacidades distintas.
  • Luego necesitan informarse y buscar ayuda profesional —pediatra, neurólogo y psicólogo—.
  • Es fundamental  solicitar el apoyo de familia y amigos, para que sea más fácil el cuidado del pequeño.
  • Creatividad, paciencia y tolerancia son los pilares fundamentales de un hogar en el que vive un niño con capacidades distintas.
  • Es importante establecer por igual límites y obligaciones en todos los pequeños de la casa.
  • La base de la buena convivencia es la tolerancia.


Liza Palomo ofrece consejos para celebrar el Día del Niño de una manera diferente.  (Foto Prensa Libre: Yadira Montes).
Liza Palomo ofrece consejos para celebrar el Día del Niño de una manera diferente. (Foto Prensa Libre: Yadira Montes).


Señales

  1. Los padres deben buscar ayuda si observan que el pequeño tiene dificultad para caminar o hablar.
  2. A los  niños con necesidades diferentes les molestan los ruidos y hacen berrinches incontrolables.
  3. En la  etapa  escolar presentan problemas para relacionarse con sus compañeros, por lo que prefieren estar solos.
  4. También tienen  dificultad  para mantener la atención.
  5. Regularmente les cuesta leer y escribir.
  6. Es conveniente recordar que cada caso es específico y no se puede generalizar.