¡Es hora del grooming!

Ya sea que lo bañes y limpies en casa o en un lugar especial para grooming, toma en cuenta estos importantes consejos.

Así como te preocupas por tu cuidado personal, el de tu mascota también debe ser una prioridad. En especial porque no es solo cuestión de que se vea bien, sino de que también se sienta bien. Al dedicar un momento periódicamente para el lavado, estilizado y corte de su pelaje evitarás que esparza su exceso de pelo. Además, podrás detectar si sufre de la infestación de algún parasito externo o en el peor de los casos, si muestra síntomas de alguna enfermedad, como bultos, irritaciones entre otros.

Toma en cuenta los siguientes consejos para que conozcas la importancia del grooming y lo planifiques más seguido en la agenda de tu mejor amigo peludo:

  • El baño se realiza cada 15 o 21 días para evitar que la mascota se ensucie mucho.
  • La limpieza regular de sus oídos minimiza las acumulaciones y puede ayudar a prevenir las infecciones.
  • Al mantener limpia su cola y área sanitaria le ayudas a prevenir síntomas asociados con la irritación de la glándula anal. En esta área, el recorte de pelo y la limpieza de la piel reducen el mal olor y las posibles infecciones en la piel.
  • El cepillado de dientes regular previene enfermedades periodontales y disminuye la acumulación de sarro y placa.
  • Para mantener sus patitas en optimo estado, es importante recortarle el cabello sobresaliente, así como sus uñas. Así te aseguras de que las tiene limpias y previenes el ensanchamiento de los dedos de sus pies y problemas en las uñas como el sangrado.
  • La temperatura del agua debe ser levemente superior a la temperatura corporal de la mascota, aproximadamente 40 grados centígrados.
  • Utiliza el shampoo recomendado por tu veterinario de confianza. No debes usar productos de uso humano pues podrías causarle irritaciones, signos de caspa y hasta seborrea.
  • La limpieza de la glándula anal debe hacerse de manera periódica y se recomienda que sea antes de la primera mano de shampoo. Esto para evitar que el olor se quede impregnado en el animal al momento de bañarlo.
  • Para controlar que su pelaje se infeste de parásitos externos como garrapatas o pulgas, aplica una pipeta antipulgas en el área de la nuca. También puedes bañarlo con shampoo anti pulgas, bañarlo con almitraz y pasarle un peine para retirar la suciedad de estos parásitos.
  • El secado es parte importante del grooming. En este paso se retira el pelo muerto, se utiliza secadora para los pelajes abundantes y los peines adecuados para deshacer todos los nudos. Al mismo tiempo que lo secas con la secadora, puedes peinarlo para estirar y quitar los enredos.

Grooming profesional

Consulta por el servicio de grooming que las tiendas del Arca de Noé te ofrecen. Encuentra la ubicación más cercana en el siguiente enlace por Internet: http://www.arcadenoe.com.gt/index.php/clinicas

Fuente: Arca de Noé