Anomalías en contrato suben riesgo de trata

Anomalías identificadas en la licitación para la emisión de más cartillas de pasaportes y la forma como se ha prestado el servicio de enrolamiento de las mismas, que incluso, generó la pérdida de la numeración correlativa en esos documentos, incrementa el riesgo de que sean usados para trata de personas, entre otros fines ilícitos, consideran diputados y analistas.

Publicado el
La reciente emisión de cartillas de pasaportes tuvo irregularidades, entre estas la pérdida de la numeración correlativa de los documentos. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)
La reciente emisión de cartillas de pasaportes tuvo irregularidades, entre estas la pérdida de la numeración correlativa de los documentos. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)

Vilma Sinay, gerente administrativa y financiera de la Dirección General de Migración, denunció que no se le ha pagado septiembre a la empresa Técnicas y Sistemas de Seguridad (TSS), que presta el servicio de enrolamiento, porque aparentemente “se perdió el correlativo de identificación de los pasaportes”.

“Los trabajadores denunciaron la alteración del correlativo de impresión. El hecho se está investigando, por lo que Migración decidió no cancelar. Además, ha habido denuncias de que el equipo está en mal estado”, informó Sinay a Prensa Libre, luego de una citación con el legislador Amílcar Pop.

Esta no es la única irregularidad. El representante legal de TSS es Hugo Rodolfo Roitman Braier, conocido también como Ury Roitman, quien era el apoderado de la empresa M. Tarcic Engineering Ltd., la cual estuvo involucrada en el caso del “agua mágica” con que se limpiaría el Lago de Amatitlán, proyecto que defendió la ex vicepresidenta Roxana Baldetti.

Pese a que TSS carecía de experiencia para emitir documentos, como lo denunció Prensa Libre en diciembre del 2012, Roitman obtuvo el contrato, y desde esa fecha era el encargado de imprimir los datos de los guatemaltecos en los pasaportes emitidos en el país, en las 51 delegaciones diplomáticas del país y en los consulados móviles.

También se denunció que Migración realiza una nueva licitación de pasaportes, pese a que habría en existencia unas 700 mil cartillas, que se calcula, durarán hasta 2017.

En la citación, el director de Migración, Carlos Alberto Pac, reconoció las denuncias e incluso afirmó que el contrato con TSS está en análisis, debido a que la ministra de Gobernación, Eunice Mendizábal, solicitó que fuera rescindido luego de que el sindicato de trabajadores de Migración denunció la participación de Roitman en el acuerdo, entre otras anomalías.

Pac explicó que desde que TSS presta el servicio, Migración le ha pagado cerca de Q10 millones y mensualmente cobra poco más de Q900 mil.

Agregó que deben analizar el contrato y la forma como se podría rescindir; de lo contrario, se caería en ilegalidades.

Denuncia

Prensa Libre tuvo acceso a la carta que el Sindicato de Trabajadores de Migración le envió a Mendizábal, en la cual se solicita que se suspenda la compra de libretas porque representa un gasto millonario y no tiene lógica que se haga a pocos meses de que concluya el Gobierno y más cuando hay existencia de cartillas.

También advierte de que no se ha liquidado el contrato con la empresa Corporación Inmobiliaria La Luz, que presentó anomalías de seguridad en la emisión de pasaportes, denuncia planteada durante la administración de Mauricio López Bonilla.

Los trabajadores piden declarar lesivo el contrato con TSS, por la “poca credibilidad que la población tiene sobre la transparencia con la que actuó el pasado gobierno”.

Vinicio Hernández, encargado del Centro de Pasaportes de la zona 4 y secretario general adjunto del segundo sindicato de Migración, señaló que se le solicitó un informe a la empresa TSS.

“Se explicó que no se da mantenimiento al equipo. Hay caídas constantes del sistema y que a veces el equipo mancha las libretas, lo que genera pérdidas, debido a que ya no pueden ser utilizadas”, detalló.

Temor

Pop, jefe de Winaq, aseguró que luego de las denuncias y de haber escuchado al director de Migración, “quien aceptó los riesgos de corrupción en el contrato con TSS y de la nueva licitación, es evidente que puede haber serios problemas”.

Agregó: “Preocupa la pérdida de correlación, que no se puede desligar de la adquisición de más libretas, pues se teme que la intención podría ser que se pierdan algunas para favorecer a estructuras de tráfico de personas. Es decir, la pérdida de correlación garantiza que quede en el aire una cantidad de libretas que se usarían para su falsificación posterior”.

El jefe de Winaq dijo que no se puede ignorar que la empresa ha sido señalada con anterioridad de hechos fraudulentos con el Estado. “Puede tratarse de un grupo de empresas para fomentar la corrupción”, advirtió.

Por ello, el congresista solicitó a Pac un informe técnico sobre la correlación, donde se detalle lo usado en el país y en el extranjero, y que deberá entregar en ocho días, junto con el análisis del contrato con TSS y la licitación de nuevas libretas.

Prensa Libre buscó la versión de Ury Roitman, sin éxito. Se llamó a sus celulares y se le envió un correo electrónico. En su empresa, Alejandra Gálvez dijo que el personal administrativo se había ido y que el celular del empresario estaba descompuesto.

Rolando Leiva, experto en seguridad del Centro de Investigaciones Económicas Nacionales, afirmó: “Da la sensación de que el correlativo perdido se pudo utilizar para adjudicárselos a personas que no están legalmente en el país”.

“Despierta suspicacias en cuanto a dónde podrían estar los documentos y si existen o no. Se puede pensar que podría haber un grupo de ilegales legalizados, o ilegales legalmente documentados”, dijo el analista.