Doce años de luces y sombras de la Cicig

Después de 12 años de labor en el país, la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (Cicig) cierra sus puertas en un ambiente de controversia, pues mientras buena parte de la población respalda su trabajo, otro grupo lo critica.

Trabajadores sacan las últimas cajas de la que fue la sede de la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala. (Foto Prensa Libre: EFE)
Trabajadores sacan las últimas cajas de la que fue la sede de la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala. (Foto Prensa Libre: EFE)

La Cicig abandona el país luego de que el presidente Jimmy Morales anunciara, el 31 de agosto del 2018, que no renovaría su mandato, en medio de una crisis sostenida con el secretario general de las Naciones Unidas, António Gutérres, debido a que  un año antes este mandatario declaro no grato al jefe de la Comisión, Iván Velásquez.

Analistas consultados coinciden en que uno de los mayores aportes de la Cicig fue demostrar que Guatemala es un Estado capturado por grupos de poder enquistados en el Gobierno, partidos políticos y empresarios, que  buscan perpetuar el statu quo en el país; sin embargo, también existen quienes aseguran  que uno de los errores del ente de la ONU fue que manipuló la justicia.

Una encuesta de ProDatos para Prensa Libre y Guatevisión, publicada el 4 de abril  último, desveló que el 72 por ciento de los guatemaltecos aprueba el trabajo de la Comisión, lo cual significa que “despertó la conciencia de la población”, afirman los entrevistados.

El profesor de Ciencia Política  Luis Velásquez indica que lo más importante de  la Cicig es que “demostró que la captura del Estado no habría sido posible sin complejas y contradictorias relaciones entre el crimen organizado y las élites políticas y económicas, las cuales se han dedicado a obtener  contratos y a influir  en la toma de decisiones políticas”.

Durante los 12 años del mandato y, más evidente, en los últimos tres, hubo detractores de la Cicig que  lograron organizarse para criticar acciones que, a su juicio, no correspondían al acuerdo original.

Lo anterior, agrega el profesor universitario,  le pasó factura a la Comisión,  porque no tenía  el apoyo  suficiente  en las instituciones nacionales.

Lea más: “Gracias a Dios los echamos”: Jimmy Morales celebra salida de “extranjeros que retorcieron las leyes”

“Únicamente tuvieron de apoyo  esporádicas manifestaciones,  muestras de apoyo de organismos internacionales y  amparos”, recalca.

La Cicig, finalmente, tocó el corazón del poder  con investigaciones como Caja de Pandora, contra el alcalde y expresidente Álvaro Arzú Irigoyen, y el financiamiento ilícito a varios partidos políticos, incluido el  Frente de Convergencia Nacional.

Lo bueno: Desveló el nivel de corrupción del país

La  independencia  en sus investigaciones le permitió tocar las esferas más altas, que estaban cubiertas de impunidad.

El exmagistrado de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) y de la Corte de Constitucionalidad (CC) José Quesada Fernández considera que lo más importante del trabajo de la Cicig fue  que puso al descubierto el nivel de corrupción   existente.

En consonancia, Eduardo Stein, uno de los impulsores   de la Cicig, desde la Vicepresidencia en el gobierno de Óscar Berger (2004-2008), considera que lo más relevante del  ente internacional es que “desveló y exhibió la profundidad de la corrupción que se había enraizado en los tres poderes del Estado”.

Lea además: Cicig entrega al MP 11 denuncias sobre supuesta corrupción

La activista de derechos humanos Helen Mack, también promotora de la creación de la Cicig, subraya como lo más importante la capacidad de investigación que demostró, así como su independencia para hacerlo. “Empleó pruebas científicas profesionales”, afirma.

La directora de la Fundación Mirna Mack resalta que las investigaciones demostraron las causas por las cuales el país se mantiene estancado y en subdesarrollo.

El abogado José González, coordinador del programa de justicia de Impunity Watch, destaca entre los mayores aportes de la Cicig  el impulso a la creación de leyes y métodos especiales de investigación que permitieron  perseguir judicialmente delitos de corrupción y del crimen organizado.

Durante los 12 años que funcionó la Comisión tuvo tres comisionados. (Infografía Prensa Libre)

Para González también fue importante la creación de institucionalidad especializada para investigar y juzgar casos de altísima complejidad, específicamente la Fiscalía Especial contra la Impunidad (Feci) y el sistema de juzgados y tribunales de Mayor Riesgo.

A criterio del abogado de Impunity Watch, la Cicig también demostró que con valentía e independencia es posible aplicar la ley a cualquier persona y que el sistema de justicia puede funcionar.

Lea también: MP habilita número de teléfono para reportar denuncias sobre corrupción

El analista político e historiador José Alfredo Calderón afirma que la Cicig deja tres elementos claves para el futuro del país: desnudó que el pecado original del sistema político-electoral es el financiamiento ilícito de las redes criminales en las que están involucrados militares, empresarios, políticos, proveedores del Estado y crimen organizado.

Además,  hizo pública la responsabilidad de élites económicas en dicho financiamiento  y otros negocios espurios.

Calderón también resalta que la Cicig  despertó la conciencia ciudadana, que parecía dormida, y aunque muchas de las acusaciones y reportes eran conocidos, la exposición pública y sistematizada hizo que el conocimiento se ampliara sustancialmente e hiciera muy difícil contrarrestarlas, por el carácter científico con el que estaban hechas.

Conrado Reyes,  doctor en Derecho, opina que los países amigos apoyaron de buena fe a la Cicig, pensando en fortalecer la investigación criminal en los procesos judiciales, entre ellos Estados Unidos, especialmente en los dos periodos del presidente  Barack Obama (2008-2016).

Los actores sociales, económicos y académicos, entre otros, comprobaron las consecuencias graves por desatender la independencia en la justicia, apuntó Reyes.

Lea más: Cicig se despide y advierte que Guatemala sigue siendo un “Estado capturado”

Lo malo: Manipularon la justicia con testigos

Analistas creen que la Cicig violó  derechos de personas en prisión preventiva  durante varios años, con retardos maliciosos.

Para el exmagistrado de la CSJ y de la CC  José Quesada Fernández, entre los puntos que ensombrecieron el trabajo de la Cicig está la posible manipulación de procesos, en los cuales incluyeron a jueces y testigos. “Descubrieron la corrupción, pero a la vez se convirtieron en una institución corrupta”, señala.

En cuanto al trabajo de los tres comisionados, Quesada Fernández considera que Iván Velásquez fue quien “desvió la institución ideológicamente”, Carlos Castresana “también manipuló testigos” y Francisco Dall´Anesse “fue al más benigno”.

El excanciller   Eduardo Stein opina que otro de los puntos negativos de la Cicig fue que “asumió papeles políticos que no le correspondían; por ejemplo, la manera como se  promovieron las reformas a la Constitución en el 2017.

Stein reafirma lo expuesto por Quesada Fernández  en cuanto a la manipulación de testigos. “Yo conozco directamente el caso de Carlos Vielmann, exministro de Gobernación, en el cual fui testigo en el juicio en España”.

Lea además: Jimmy Morales pide a la CC que haga su trabajo y no ocupar su tiempo en resolver “tonteras”

Por su parte, la activista Helen Mack cree que la Cicig pudo haber cometido errores, pero  en su mayoría se debió a la mora judicial de Guatemala.

“El abuso de la prisión preventiva —que fue uno de los mayores argumentos de sus detractores— está identificado desde antes de la firma de los acuerdos de paz y no se ha hecho nada por  solucionarlo”, dijo Mack.

El coordinador del programa de justicia de Impunity Watch, José González,  señala que lo lamentable de la Cicig fue  que no logró motivar los cambios políticos necesarios para la transformación del Estado de Guatemala.

Además, agrega,  no estaba preparada para enfrentar “la abrumadora reacción del gobierno de turno y de las mafias  en contra de su trabajo”.

Lea también: CC no ampara a organizaciones sociales que abogaban por el mandato de la Cicig

González prevé que con la salida de la Cicig se debilitará el sistema de justicia y se correrá el riesgo de que las mafias mantengan la captura del Estado. Ante este panorama, “es de suma importancia que la ciudadanía y los funcionarios públicos honestos continúen la lucha contra la impunidad y la corrupción”.

Conrado Reyes,  doctor en Derecho, expone que decenas de millones de dólares de los países cooperantes fueron dilapidados en viajes, paseos y privilegios por los diferentes comisionados, jefes y técnicos, durante los 12 años de existencia de la Cicig.

Reyes señala que debido a que no se cumplió  con la Ley de Extinción de Dominio para confiscar sumas millonarias a delincuentes confesos  y por  convenios desconocidos, todavía circula ese efectivo  y los responsables siguen gozando de esos  fondos. Señala como ejemplo el encubrimiento de cientos de millones de dólares en la corrupción de la empresa Odebrecht, sin que exista  proceso penal en contra de los responsables.

Reyes también ve que se violaron derechos humanos de personas en prisión preventiva y que la Cicig   cometió tráfico de influencias en expedientes de investigación preparados para intimidar a particulares contrarios a la ideología de izquierda en el país.

Contenido relacionado

> Giammattei confirma la creación de una nueva comisión contra la corrupción

> Expertos en justicia: las bases de datos que el MP recibió de la Cicig son un reto para sus investigaciones

> Instan a Guatemala a no rendirse en la lucha contra la impunidad

5

Axel Cocon Hace 1 mes

CICIG REPRESENTO LUCES PARA GUATEMALA, AHORA SUMIDA EN LA OSCURIDAD.
GUATEMALA SIEMPRE HA ESTADO SUMIDA EN LA OSCURIDAD SALVO ALGUNOS PERIODOS DEL 44 AL 54 GRACIAS A LA CORRUPCION POLITICA PATROCINADA P OR EL EJERCITO CON EL PISTO DEL CACIF, EL GRAN DEPREDADOR DE LA RIQUEZA DEL PAIS. EL MEJOR EJEMPLO ESTA A LA VISTA CON LA COMISION ANTI CICIG DEL CONGRESO, CUYOS DESPRESTIGIADOS MIEMBROS ENCABEZADOS POR ARZU Y EL MONIGOTE DE GIORDANO ESTAN SIGUIENDO INSTRUCCIONES DE SUS AMOS DEL CACIF QUE NO PERDONAN A LA CICIG HABER METIDO AL BOTE A VARIOS DE ELLOS A QUIENES AGARRO INFRAGANTI
REGRESA CICIG !

Nery Florian Hace 3 meses

Los honestos vemos solo luces, luces y mas luces; los corruptos ven solo sombras, oscuridad, tenebrosidad, huyen, huyen, huyen, huyen y huyen…

Francisco Lopez Hace 3 meses

.
.
.
.
.
CRÍTICOS DE CICIG SON MAFIOSOS U OPERADORES
.
Los citados en esta nota tienen conflicto de interés, o, en el peor de los casos, han estado implicados en promover la corrupción e impunidad.
.
De Quesada sabemos todos que es operador del CACIF. Eduardo Stein pertenece a la recua Arzú Irigoyen. Y Conrado Reyes no llegó al MP gracias a la oportuna intervención de CICIG.
.
“Dime con quién andas y te diré quién eres”, es el adagio que se aplica a muchos de estos consultados.
.
GOLPE DE ESTADO YA A LA DICTADURA OLIGARCA NEOCOLONIAL (DON)
.
.
.
.
.

REYNALDO MARTIN Hace 3 meses

Bueno que mas rollo les quedo libre el camino para las astillas del palo corrupto, el 75% de la población reconoce el trabajo de la CICIG. hipocrita el Sr. Jimmy dandole la mano al Sr. Ivan Velásquez

    Nathanael Avila Hace 3 meses

    Asi es. Bien afirmado. Las puertas se empiezan a abrir de nuevo para más impunidad y la bella Guatemala sigue siendo capturada por los criminales con corbata y sin corbata luego que la CICIG abandone sus funciones. Hasta cuando Guatemala será para los verdaderos Guatemaltecos que con toda intención quiere compartir a Guatemala con el resto de sus hermanos trabajadores y honestos chapines que añoran vivir en un país de paz y armonía como naturalmente debería ser. Su no existiera la política seríamos más humanos en este mundo.