De qué forma una guerra entre Rusia y Ucrania perjudicaría a Guatemala (aunque no tiene nada qué ver en el conflicto)

Un enfrentamiento bélico entre Rusia y Ucrania perjudicaría a los guatemaltecos, por el encarecimiento inmediato del petróleo y sus derivados.

Publicado el
Guardar Compartir
Un enfrentamiento bélico entre Rusia y Ucrania provocaría alzas en el barril de petróleo, según expertos. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca)
Un enfrentamiento bélico entre Rusia y Ucrania provocaría alzas en el barril de petróleo, según expertos. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca)

Aunque Centroamérica no tiene nada qué ver con los problemas políticos y militares entre Rusia y Ucrania, se vería afectada por el encarecimiento de los combustibles. Es más, los que se producen en esa región no se consume aquí, pues los que se importan provienen principalmente de Estados Unidos y se toma como referencia la cotización del petróleo intermedio de Texas (WTI), que este miércoles cerró en US$88.26 por barril. En Europa, la referencia es el precio del petróleo Brent.

Sin embargo, Luis Ayala, viceministro de Energía y Minas encargado del área de Hidrocarburos, indicó que en esa parte del mundo hay una alta circulación de buques petroleros, y si el problema sube de tono, es muy seguro que subirá el precio internacional del barril de crudo. “En un escenario en que se desata el conflicto, habrá un incremento de manera inmediata”, advirtió el funcionario.

Puso como ejemplo, que si la cotización del crudo rondó los US$88 ayer, es muy probable que en pocos días llegue a los US$100, y como consecuencia, se encarecerán todos sus derivados.

lea también:
La extracción de petróleo bajó casi 50% en los últimos años y el Gobierno busca ampliar plazos de contratos con una nueva modalidad

“Guatemala, no se abastece de esos productos, pero es tomador de precios; es decir que, al subir a nivel internacional, eso se reflejará en las bombas de despacho. Y si no hay circulación de petróleo en la zona del conflicto, este escaseará, provocando aumentos en los precios de las gasolinas, diésel, gas propano y gas natural, ya que el conflicto está asociado a este último producto”, subrayó.

Recordó que la tensión esta vinculada a una construcción de Rusia para el paso de gas natural por el territorio ucraniano para surtir a Europa, sobre todo a las áreas industriales de Alemania y Austria.

Mucho nerviosismo

Enrique Meléndez, director de la Asociación Guatemalteca de Expendedores de Gasolina (Ageg), también afirmó que, si se desata una guerra, subirán los precios del petróleo, como ya se ha visto en los últimos días, a raíz del nerviosismo que causan estos eventos. Y será peor, si el suministro resulta afectado.

Aclaró que, sin duda, la cotización que se vería más afectada es la del petróleo Brent, que no es la referencia para Guatemala, aunque siempre podría tener un efecto sobre el WTI. “A la hora de un conflicto se determinaría qué tan amenazada está la región, en cuanto al suministro de estos bienes provenientes del Medio Oriente”, puntualizó.

Lea también: Rusia-Ucrania: 7 claves para entender la escalada de tensión en la frontera entre ambos países

Pero también mencionó otros factores, como la oferta de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (Opep), pues a consecuencia de sus cuotas, llega menos producto al mercado, lo que sigue afectando la oferta y la demanda.

En todo caso, dijo que si el precio del barril de petróleo alcanza los US$100, habría que esperar si se trata de un efecto temporal o si es sostenible en el tiempo, lo que también dependerá del transporte del crudo y las posibles sanciones a los países.

Oferta, demanda y sustitutos

La tensión geopolítica entre Ucrania y Rusia puede visualizarse como un factor importante en los mercados, resaltó Fausto Velásquez, gerente de ventas de Unopetrol en el país.

“Guatemala es un país importador de combustibles, por lo que hay expectativa sobre lo que está sucediendo y dependerá de cómo evolucione la situación, así que es muy prematuro saber lo que puede pasar, pero hay nerviosismo en el mercado y afecta la tendencia de los precios”.  Y remarcó que estos se rigen por el equilibrio de la oferta y la demanda, que se ven perjudicadas por cualquier problema.

Mientras que Luis Ortiz, consultor en temas de energía, indicó que el país no compra combustibles a Ucrania pero si se extiende o agrava el problema, otros compradores pueden comenzar a buscar proveedores nuevos o combustibles sustitutos, lo que podría afectar o modificar la oferta mundial.

“Eso sucedió a finales del 2020 e inicios del 2021 con el carbón, por un problema político entre China y Australia: en China hubo escasez de ese recurso porque decidió suspender la importación de ese combustible desde Australia, y luego, la producción propia no fue suficiente para cubrir la demanda y tuvo que comenzar a comprar a otras naciones”, ejemplificó.

Según Ortiz, en la actualidad el impacto más fuerte lo tiene Europa, pero de no solucionarse, derivará en problemas serios para otras regiones porque se afecta el transporte marítimo, se encarecen más los fletes y muchos otros productos.

Ahorro y eficiencia

En consecuencia, los cuatro expertos recomendaron a los agentes económicos y tomadores de decisiones estar al tanto de lo que pueda suceder más adelante sobre esta situación, para adoptar cualquier medida.

El principal llamado es al ahorro, a la eficiencia en los traslados y viajes, así como al mantenimiento de la unidad vehicular y la economía familiar.

Jefa del FMI advierte sobre el impacto económico del conflicto

Kristalina Georgieva, directora gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI), instó este miércoles a encontrar una solución pacífica al conflicto entre Rusia y Ucrania, destacando que ya hay un impacto en los precios de la energía y representa una amenaza para el crecimiento global.

Le puede interesar: Rusia-Ucrania: cómo se vive en la trinchera la tensión ante una posible invasión de Moscú

“En un momento de mayor incertidumbre para el crecimiento de la economía mundial, las tensiones geopolíticas solo complican la situación y ya lo vemos en términos de impacto en los precios de la energía. Realmente esperamos que haya una solución diplomática por el pueblo de Ucrania y también por la necesidad de una recuperación sostenida de la economía mundial”, agregó.

También pidió un enfoque “pragmático” para poner fin a este conflicto, evitando una escalada y sanciones de las Naciones Unidas y Estados Unidos que “inevitablemente” tendrían repercusiones en todo el mundo.

Georgieva recordó que el FMI está en proceso de implementar un paquete de ayuda de US$2 mil 200 millones para Ucrania, “entre ahora y junio”. También dijo que el Fondo está listo para brindar asistencia adicional, si fuera necesario, para Ucrania y otros países que se verían afectados por el conflicto.

Rusia ha concentrado desde finales de 2021 hasta 100 mil soldados en la frontera con Ucrania, según Occidente, que acusa a Moscú de prepararse para atacar a este país, mientras que esta niega cualquier plan en este sentido, al tiempo que exige garantías escritas para su seguridad, incluido el rechazo a la adhesión de Ucrania a la OTAN y el fin del refuerzo militar de la Alianza Atlántica en el Este, en particular en las exrepúblicas soviéticas.


0