Departamental

Alcalde de Ixcán propondrá a Concejo renunciar a los aumentos

Para calmar el descontento de la población por el incremento, el jefe edil propondrá dar marcha atrás con lo aprobado para el 2017 y trabajar ad honorem.

Por Óscar Figueroa/Quiché

Archivado en:

Alcalde Ixcán Quiché

El alcalde de Ixcán, Quiché, Raúl Gutiérrez Ardón, propondrá este jueves a los integrantes del Concejo municipal renunciar al aumento de las dietas y los viáticos que se recetaron hace unos días y que tomará vigencia a partir de enero, incluso, les planteará la posibilidad de trabajar ad honorem. 

"Lo voy a proponer a mis síndicos y concejales para evitar confrontación con el sector político que adversa el aumento que la ley nos faculta como ente autónomo. Gustoso accedo a laborar ad honorem por el resto de mi administración municipal, con la única condición de que ellos también renuncien a sus viáticos y dietas. Ellos decidirán", afirmó Gutiérrez.

La declaración de Gutiérrez es una respuesta a las críticas de sectores de la sociedad civil de ese municipio que claman porque el Concejo dé marcha atrás al aumento del salario, gastos de representación y dietas del alcalde aprobados el 12 de diciembre. A partir de enero el alcalde percibirá Q35 mil 800 gracias al aumento de Q17 mil 600 autorizado por el Concejo, a solicitud de Benjamín Yohol Hernández, concejal cuarto.

Las cifras de la discordia

En el acta No.070-2016 del Concejo consta que con el voto  favorabale de Gutiérrez Ardón, los síndicos Diego Méndez Tum y Miguel Arcángel Recinos, así como de los concejales Antonio Elías Calel, Arturo López Lucas y Benjamín Yohol Hernández se aprobó el incremento al valor de las dietas para todos y de sueldo y gastos de representación para el jefe edil.

Según el documento, se aumentaron Q7 mil al sueldo base del alcalde, Q7 mil a los gastos de representación y Q3 mil 600 a las dietas mensuales por asistir a las seis sesiones ordinarias del Concejo, pago que también recibirán los síndicos y concejales. En total, Gutiérrez recibirá Q35 mil 800 mensuales y cada miembro del Concejo Q10 mil 800.

La presión social

Gutiérrez afirmó que, "gracias a Dios" es un exitoso empresario y comerciante poseedor de dos beneficios de cardamomo que le permiten vivir cómodamente sin recibir emolumentos.  Sin embargo, considera que la presión que actualmente ejerce "un sector de la población" sentaría un mal precedente para los futuros alcaldes del municipio y del país.

"Aunque no tenga necesidad de recibir una remuneración, sigo sosteniendo que es digno de todo funcionario municipal recibir un soporte económico acorde a la categoría y responsabilidad del cargo.  Sin sueldo, sin gastos de representación y dietas, ¿con qué recursos se gestionará el desarrollo de los pueblos?  A nosotros nos critican y alcaldes de otros municipios ganan igual o más, por ejemplo el de Barillas, Huehuetenango, recibe Q30 mil al mes.  "O todos hijos o todos entenados" aseveró Gutiérrez.

Rubén López Barrios, vecino, mostró su inconformidad con la cantidad que recibirán los funcionarios electos el año anterior porque Ixcán sigue siendo un municipio con bajo desarrollo urbano y económico.  Argumentó que el mejoramiento humano de los habitantes es pobre y que contrasta con los nuevos montos de los sueldos, gastos de representación y dietas de las autoridades. "No nos vamos a dejar meter gol.  Ellos quiere comer y vestir bien mientras la mayoría de las calles de la cabecera municipal son de tierra; carecemos de infraestructura mínima y los ixcanecos no contamos con fuentes de empleo" opinó López.