Deporte Internacional

Mercedes domina los ensayos en la segunda sesión

La escudería Mercedes-AMG, vigente campeona del mundo, y el pequeño equipo suizo de Sauber, fueron los protagonistas absolutos del inicio del Mundial de Fórmula 1 con los primeros entrenamientos libres en Melbourne (Australia), este viernes.

Por Melbourne/AFP

El piloto alemán de Fórmula Uno Nico Rosberg, de Mercedes AMG, dirige su monoplaza durante los entrenamientos libres en el circuito de Albert Park en Melbourne (Foto Prensa Libre: EFE)
El piloto alemán de Fórmula Uno Nico Rosberg, de Mercedes AMG, dirige su monoplaza durante los entrenamientos libres en el circuito de Albert Park en Melbourne (Foto Prensa Libre: EFE)

En el aspecto deportivo, estos primeros ensayos libres del Gran Premio de Australia, fueron dominados como se preveía por las Flechas de Plata alemanas. El piloto germano Nico Rosberg, subcampeón del mundo, fue el mejor en las dos sesiones del día en el circuito de Albert Park.

Rosberg rodó 19 vueltas con neumáticos medios durante la primera sesión, mientras que para la segunda sesión utilizó las gomas blandas durante 29 vueltas donde consiguió el mejor tiempo del día con 1 minuto 27 segundos 697 centésimas.

Por detrás de Rosberg, a una décima de segundo, se situó su compañero de equipo el británico Lewis Hamilton, doble campeón del mundo tras su éxito en Abu Dabi el pasado noviembre.

“Fue genial estar de vuelta en el coche en este circuito tan fantástico. Hoy hemos demostrado que las Flechas de Plata siguen yendo rápido. Tengo la impresión de que va a ser una lucha muy igualada entre Lewis y yo. Es un gran piloto y no debo descuidar la puesta a punto de los reglajes del coche”, resumió Rosberg al final de este exitoso día.

Los dos pilotos de Mercedes se mostraron muy superiores al resto durante las dos sesiones, pero el cuádruple campeón del mundo el alemán Sebastian Vettel (Ferrari) firmó una gran segunda sesión y quedó tercero a solo seis décimas de Mercedes.

  • El mejor tiempo del día de Rosberg fue de 1 minuto 27 segundos 697 centésima.

Ferrari se postula como la alternativa a la marca alemana, ya que el finlandés Kimi Räikkönen ocupó la cuarta plaza.

“Terminamos cuartos en el pasado mundial de constructores, así que empezamos a competir contra Williams y Red Bull. Luego, ya veremos si podemos alcanzar a Mercedes, pero todo a su tiempo”, comentó el nuevo jefe de Ferrari, Maurizio Arrivabene.

Esta fue la buena noticia del día, sobre todo para los ‘tifosi’ de la Scuderia, en Italia, y para los numerosos aficionados australianos de la marca italiana, que inundan de color rojo el metro cuando van hacia el circuito por la mañana. Por detrás de los monoplazas rojos se instaló el Williams-Mercedes de otro finlandés, Valtteri Bottas, cuarto del campeonato pasado, y que muestra sus credenciales de buen piloto desde el inicio de esta temporada.

Los espectadores ‘aussies’ sufrieron una pequeña decepción por el rendimiento del ídolo local Daniel Ricciardo. El de Red Bull fue décimo en la primera sesión y no participó en la segunda por cambiar el motor Renault de su coche. El australiano deberá hacer frente a toda la temporada con solo cuatro cambios de motor, en lugar de los cinco del año pasado.

Como era de esperar viendo los ensayos de pretemporada, los Mclaren-Honda están muy lejos de los Mercedes, a cinco segundos nada menos. El británico Jenson Button firmó el catorceavo mejor crono del día, por delante del danés Kevin Magnussen, quien sustituye al español Fernando Alonso, ausente por el accidente que tuvo en los ensayos de Barcelona.

En el equipo Lotus, ambos terminaron en el Top Ten de la clasificación con el venezolano Pastor Maldonado (8) por delante del francés Romain Grosjean (9), que no participó en la primera sesión.

Sauber fue el otro protagonista de la jornada, ausentes en la primera sesión, salieron a pista en la segunda. El debutante brasileño Felipe Nasr y el sueco Mercus Ericsson, pilotos titulares, estuvieron al volante de sus monoplazas, un signo de apaciguamiento del proceso judicial que mantiene abierto el piloto reserva de la escudería la pasada temporada, el holandés Giedo van der Garde, que reclama un puesto como titular este año.

Las discusiones continuarán el sábado por la mañana en la Corte Suprema del Estado de Victoria. Durante ese tiempo, es posible que al equipo formado a última hora, Manor Marussia pueda intentar salir a pista, después de varias horas pasando los controles de verificación del estado del coche. El nuevo monoplaza es un híbrido de 2014 adaptado a la reglamentación de 2015, con motor Ferrari de 2014, y ni siquiera ha dado una vuelta esta temporada.