Comunitario

“Trasladar a reos sigue siendo un riesgo”

Hospital instalado en el complejo carcelario de Fraijanes fue un fracaso, según el análisis de Corinne Dedik, experta en temas de privación de libertad.

Por Andrea Orozco y Edwin Pitán*

Más de 75 evidencias fueron recopiladas por peritos del Ministerio Público luego del ataque armado ocurrido frente a Unaerc. (Foto Prensa Libre: Érick Ávila)
Más de 75 evidencias fueron recopiladas por peritos del Ministerio Público luego del ataque armado ocurrido frente a Unaerc. (Foto Prensa Libre: Érick Ávila)

El ataque armado ocurrido este viernes, frente a la Unidad Nacional de Atención al Enfermo Renal Crónico (Unaerc), evidencia el riesgo que persiste debido al traslado de reos a hospitales nacionales.

El hecho violento causó la muerte de cuatro personas, entre ellos un pandillero, identificado como Gerber Alejandro Calderón, quien fue trasladado a Unaerc para recibir terapia de diálisis, debido a que padecía problemas de salud.

Consultada por Prensa Libre, Dedik afirma que el hecho pone de nuevo en la mesa el riesgo al que se expone a la población al trasladar a privados de libertad a  hospitales públicos.

La experta dijo que llama la atención la logística que los pandilleros utilizan para cometer los crímenes, pues estos son bien planificados y pareciera que tienen detalles de los traslados, por lo que podría haber fuga de información en el Sistema Penitenciario, algo que debe investigarse.

Dedik dijo que hizo un monitoreo después de la inauguración de una clínica, en el complejo de Fraijanes, que atendería a reos para evitar su traslado a hospitales nacionales. La primer visita reveló que había seis médicos para atender a la población reclusa, pero una semana después, cinco habían renunciado debido a la inseguridad.

Según el relato de la experta, después de las renuncias se contrató a otros tres médicos, pero estos también renunciaron debido al mismo problema.

La situación, revela, según Dedik, que no hay capacidad, ni económica y logística para que funcione ese hospital.

Pide investigar

El Procurador de los Derechos Humanos, Jorge de León, exigió este viernes una investigación exhaustiva y que se deduzcan responsabilidades por el ataque que dejó cuatro víctimas mortales.

El magistrado de conciencia dijo que en reiteradas ocasiones se ha hablado de la necesidad de buscar mecanismos para evitar que los reos sean llevados a hospitales públicos y exponer con ello a la población.

La clínica que atendería privados de libertad fue inaugurada el 8 de abril del 2015, para la que se invirtió Q1.2 millones, y fue presentada como la solución para dejar de trasladar a los reclusos. El 10 de marzo de ese año pandilleros detonaron una granada enfrente de la emergencia del Hospital San Juan de Dios.

*Con información de Jessica Gramajo