Migrantes

Guatemaltecos en Houston narran drama tras el paso del huracán Harvey

Decenas de guatemaltecos se encuentran entre los miles de daminificados por el paso del poderoso huracán Harvey en Texas, que ha dejado muertos y pérdidas millonarias. Connacionales en Houston narraron a Prensa Libre cómo enfrentan las secuelas de las inundaciones y destrucción que dejó el fenómeno.

Por Beatriz Tercero

Archivado en:

EEUU Guatemala Houston

De acuerdo con la Cancillería guatemalteca, en Houston viven alrededor de 60 mil connacionales. Preliminarmente la comunidad de guatemaltecos en Houston refiere que 200 de ellos están afectados. Varios son los testimonios de los guatemaltecos sobre los daños, algunos parciales y otros en su totalidad.

Armando Tax es uno de los guatemaltecos afectados. Vive en Houston, por suerte, la lluvia inundó las calles pero no las casas, sin embargo, eso le ha impedido ir a trabajar.

“Gracias a Dios mi familia y yo estamos a salvo. Pero tengo amigos que han perdido todo, sus casas, sus carros, días de trabajo y la situación psicológica no es muy buena”, comparte Tax quien junto a una organización no lucrativa se han presentado en refugios para apoyar como voluntarios.

Susana Oxlaj, originaria de Totonicapán, ha vivido en carne propia. Se quedó sin viveres por las inundaciones de las calles que no le permitían salir de su casa. Esa situación la llevó a preparar un pastel para una de sus hijas, quien cumplió 7 años. Oxlaj relata que tuvo que usar más agua potable que leche. Logró salir a comprar alimentos el martes último, tuvo que hacer una fila por 3 horas para comprar huevos y pan. Ya no había agua pura.

Fluvia Ibarra es otra guatemalteca que se ha visto afectada por las inundaciones. Tampoco ha logrado abastecerse de muchos alimentos. Ya ha ido a dos supermercados y los ha encontrado vacíos. Ha sido testigo ante la falta de agua potable, las bolsas de hielo que valen US$1 ahora valen US$3.50 y el pago debe ser en efectivo. El suministro de luz eléctrica poco a poco se ha recuperado en algunas zonas.

Guatemaltecos en Houston se han visto limitados para trabajar, por las graves inundaciones. (Foto Prensa Libre: Cortesía)
Guatemaltecos en Houston se han visto limitados para trabajar, por las graves inundaciones. (Foto Prensa Libre: Cortesía)

Armando comparte que pese a la trágica situación en Houston, la unión entre estadounidenses y latinoamericanos se ha fortalecido. Para él hay una esperanza en medio de las aguas que han desaparecido incluso carreteras completas. Refiere que los agentes de ICE no han capturado a algún inmigrante, más bien, han ayudado a auxiliar a los damnificados.

Armando aboga porque el Gobierno de Guatemala pida el TPS.

Después de la tormenta

La comunidad guatemalteca ha tratado de buscar ayuda, pero la falta de suministro eléctrico por las inundaciones complica la situación. 

Para el guatemalteco José Morales, quien vive en Harris, Houston, existe una preocupación. Él y un grupo de amigos se habían organizado para recolectar ayuda con el fin de comprar útiles escolares para niños en Guatemala. Luego del huracán, Morales teme que no se pueda obtener esa cooperación.

Morales vive junto a tres hermanos. Él perdió dos de sus vehículos que usa para trabajar. Fue a comprar víveres para abastecer su casa, pero solo logró adquirir dos latas de atún. “Mañana será otro día”, comparte optimista.

Hemos tratado de llegar a ellos a pesar de lo difícil que es transportarse en la ciudad. Ayer (miércoles) visitamos varios albergues, incluyendo el George R. Brown, que alberga a 10 mil personas”, dijo el cónsul José Barillas, quien es uno de los afectados. Su casa se inundó y lo perdió todo.

El abastecimiento de alimentos preocupa a los migrantes guatemaltecos en Houston. (Foto Prensa Libre: Susana Oxlaj)
El abastecimiento de alimentos preocupa a los migrantes guatemaltecos en Houston. (Foto Prensa Libre: Susana Oxlaj)

Los guatemaltecos radicados en Houston pueden acudir a la sede del consulado, donde se les brindará asistencia sobre reclamos a las aseguradoras, para recuperarse de los daños. Hay un enlace entre el consulado y algunas iglesias que les han dado comida y ropa para los guatemaltecos damnificados, según el cónsul.

De acuerdo con Barrillas, las zonas más afectadas son las que está cercanas a canales de agua.

Piden apoyo

En el caso de Aura Girón, abogada guatemalteca radicada en Houston, ve alarmante la situación de los connacionales afectados. Hace un llamado al Gobierno de Guatemala para que esa comunidad reciba la ayuda y atención necesaria.

Varios amigos de Girón han perdido absolutamente todo, lo que genera preocupación.

Verónica Pérez, nacida en Chimaltenango, pudo comenzar a trabajar este jueves en Houston, unas horas. Tuvo que salir de emergencia de su apartamento que comparte con su esposo. Su temor es que suba la gasolina que hasta ahora tiene un precio de unos US$2.59. Algunas gasolineras permanecen cerradas por desabastecimiento.

Pérez ha sido testigo de cómo los galones de agua de US$4 han sido vendidos hasta por US$48.

Según con algunos miembros de la Red Migrante Guatemalteca en Houston, han recibido ayuda incluso del consulado de México y auxilio de la propia ICE.

El Gobierno de EE. UU. dijo este jueves que los daños por el huracán Harvey superan los US$530 millones.