Hemeroteca

El día del reo de 1986

La orden mercedaria celebra cada 24 de septiembre a su patrona, la Virgen de la Merced, tiene dentro de su carisma la evangelización, cuidado y liberación de los presos. Por tal motivo se celebra también en este día el día del reo o interno.

Por Hemeroteca PL

Raquel Blandón de Cerezo junto a reclusas del COF. (Foto: Hemeroteca PL)
Raquel Blandón de Cerezo junto a reclusas del COF. (Foto: Hemeroteca PL)

Prensa Libre informaba dentro de su edición del 25 de septiembre de 1986, los pormenores de la celebración del día del Reo realizada en diferentes centros de reclusión que tuvo como invitada a la primera dama de ese entonces, la licenciada Raquel Blandón de Cerezo.

Cinco reos, tres hombres y dos mujeres fueron puestos en libertad el 24 de septiembre, día internacional del Interno, al ser favorecidos por la aplicación de la ley de rebajas de penas y buen comportamiento. Los libreados fueron: José Armando Garrido Toledo, Edgar López Ruiz, Isaías de María Palma Duarte, Timotea Aquino Oscal e Incelda Carmela Mazariegos.

Los tres primeros estaban recluidos en la granja penal de Pavón, y las mujeres en el Centro de Orientación Femenino, COF, en donde purgaron largas condenas por diversos delitos. El director general de Presidios, Julio César Rivera Clavería y un comité formado por los reclusos de ambos centros penitenciarios, organizaron diversas actividades para celebrar esa fecha como no se había visto en años anteriores.

A los actos acudió la esposa del presidente de la República, Raquel Blandón de Cerezo; la gobernadora departamental, Carolina Peralta; el director general de Presidios, Julio César Rivera Clavería; el presidente del Patronato de Cárceles y Liberados, Julio García García; el director de la granja penal de Pavón, Osberto Antonio Ruano Reyes, representantes del Ejército, Guardia de Hacienda y otras autoridades gubernamentales.

Para la población interna y para las personas que estaban de visita en la granja penal de Pavón, fue una sorpresa  el observar a la Primera Dama, porque según se dijo, jamás se había visto a la esposa de un presidente visitar una instalación penitenciaria.



La comitiva de las autoridades recorriendo las instalaciones de la granja penal de Pavón el 24 de septiembre de 1986 día del Reo. (Foto: Hemeroteca PL)
La comitiva de las autoridades recorriendo las instalaciones de la granja penal de Pavón el 24 de septiembre de 1986 día del Reo. (Foto: Hemeroteca PL)


Los actos protocolarios se realizaron en el salón de actos de la granja Pavón de acuerdo a un programa elaborado; se observó el ingreso de la Bandera Nacional por la escolta de la guardia penitenciaria, y los presentes cantaron el Himno Nacional.

Raquel Blandón de Cereo intervino en la programación. Se dirigió a los reclusos a quienes llamó compañeros; les dijo que no se dejaran vencer del infortunio porque el presidente de la República piensa siempre en ellos. Les dió la buena noticia que, antes de acudir a Pavón, la Secretaría de Bienestar Social le había entregado al presidente de la República, la documentación necesaria para que en pocos meses funcionara en el país una nueva oficina que se denominaría Defensa Pública, en la cual trabajarán numerosos abogados que tomarán a su cargo los procesos de los reclusos.

La creación de esta oficina tendría como propósito ayudar a las personas que por motivos diversos sean apresadas y que por falta de medios económicos no pueden contratar los servicios de un abogado para su defensa, indicó.  Les prometió también "que ella y el compañero Vinicio", motivarían al Congreso para que aprueben lo más pronto posible el proyecto de la rebaja de penas por buen comportamiento.

La señora de Cerezo y las autoridades asistentes visitaron las instalaciones de Pavón y del COF, ella personalmente entregó las órdenes de libertad a los tres reos y a las tres internas, quienes lloraron de emoción por el regalo recibido.