Hemeroteca

Una sopa de cebolla

El  expresidente Jorge Serrano Elías, quien vive  exiliado en Panamá, tras el fallido autogolpe de Estado en 1993, fue protagonista a principios de ese mismo año, de un escándalo en la ciudad de Nueva York, cuando asistió a la Asamblea General de la Organización de Naciones Unidas.

Por Hemeroteca PL

Imagen tomada de un video en donde se ve al gobernante en un auto negro. (Foto: Hemeroteca PL)
Imagen tomada de un video en donde se ve al gobernante en un auto negro. (Foto: Hemeroteca PL)

El 21 de enero de 1993, Serrano Elías, fue captado por las cámaras de la cadena internacional de noticias Univisión, cuando salía de un cabaret de lujo en la ciudad de Nueva York.

Ese mismo día  el vicepresidente  de la cadena Univisión, Guillermo Martínez, informó que había dado la orden de retirar la nota de las posteriores emisiones del noticiero, a la vez que pidió disculpas públicas al presidente Jorge Serrano Elías.

Martínez dijo en su momento que el mandatario guatemalteco no estuvo involucrado en ningún escándalo de mujeres desnudas, tal como lo afirmó el reportaje que difundió la cadena hispana.

Según Steven Spielberger, camarógrafo que filmó la noticia, mencionó que un empleado del lugar fue el que les advirtió sobre la presencia del gobernante guatemalteco en el lugar.

Spielberger declaró "estuvimos esperando aproximadamente una hora", por lo que calculó que Serrano Elías había permanecido una hora más en el establecimiento, dijo el camarógrafo de la compañía  de producciones  televisivas National Television News.

Según se dio a conocer ese día, un grupo de acompañantes del mandatario al  enterarse de que algunos periodistas se encontraban en las afueras del local, trataron de enviar un señuelo para despistarlos, según dijo Spielberger.

"El plan era enviarnos primero al señuelo pero por alguna razón salió primero el presidente Serrano".

El mandatario guatemalteco llegó a Nueva York, donde participaría  en  la sede de la Organización Naciones Unidas (ONU), para pedir apoyo para una tregua y la firma de un tratado de paz entre el Ejército de Guatemala y la guerrilla.

El club Stringfellow´s

Este establecimiento es uno de los clubes nocturnos más famosos que funciona en la Gran Manzana; en este lugar se exhibían espectáculos de mujeres con poca ropa, el costo de una botella pequeña de  champaña común era de 75 dólares.

En ese entonces se intentó consultar a una empleada del cabaret se negó a confirmar  la presencia del presidente guatemalteco por lo que dio la vuelta y se  alejó.

Regresa el presidente

Cuando Serrano Elías volvió de Estados Unidos, era esperado por varios periodistas  quienes querían entrevistarlo respecto al escándalo en el cabaret Strinfellow's, por lo que ofreció una breve conferencia en el salón de protocolo del aeropuerto La Aurora. Las primeras palabras del mandatario fueron "esto  se lo  atribuyo a un sector vinculado con la guerrilla guatemalteca", al hablar sobre su estadía  en dicho club donde bailaban mujeres semidesnudas.

El canal de televisión que grabó las imágenes donde el mandatario salía a la 23 horas  del club Stringfellow´s, confirmó la identidad del presidente Serrano, quien sumamente molesto dijo que "todo se debía a una manipulación de gente  comprometida  con la Unidad  Revolucionaria Nacional Guatemalteca (URNG)",  la cual agrupaba a la guerrilla guatemalteca, aseguro  diciendo  “es una bajeza inmoral” . Durante la conferencia fue acompañado por la primera dama de la nación, Madga  de Serrano.

Arturo Alvarado, secretario, de Relaciones Públicas de la Presidencia, informó por vía telefónica que el presidente Serrano Elías, había estado cerca del área, cenando en el restaurante Le Salles, y que no acudió al club nudista como lo informó Univisión. Se le preguntó del por qué dicho canal había desaparecido de varias empresas de distribución de cable en Guatemala, algo que causó extrañeza en la población, la razón de sacarlo del aire fue que, según Serrano, dicha cadena televisiva se había prestado a una manipulación.

El mandatario inmediatamente desmintió  la noticia divulgada,  la cual decía  que el mandatario guatemalteco había asistido  a un espectáculo nudista  en Nueva York. Las imágenes mostraban  un  automóvil frente a un club nocturno  custodiado por dos agentes  del servicio secreto de los Estados Unidos,  uno de ellos con el rostro  parcialmente cubierto, el cual Univisión lo habría descrito como el presidente Serrano.

"Al bajar  del avión  nos enteramos  de la manipulación  tan grosera, tan burda y deleznable. Con imágenes  de ese tipo  no se gana una guerra y a los señores  que apoyan a la URNG les pido que contesten  con dignidad  pero no con esa bajeza pues es inmoral lo que han hecho" dijo el gobernante.

El mandatario prosiguió diciendo:  “Nos hospedamos  en el hotel UN Plaza, frente  a la sede la la  ONU, y en ningún momento buscamos  otra zona. Esa noche sólo tomamos una sopa de cebolla, a eso de la 23 horas, vamos a conseguir las pruebas para solventar esa situación. Es una manipulación  con intereses para desvirtuar un proceso de paz”, afirmó.



Guardaespaldas custodian el vehículo donde se trasladó Serrano Elías. (Foto: Hemeroteca PL)
Guardaespaldas custodian el vehículo donde se trasladó Serrano Elías. (Foto: Hemeroteca PL)


Así se transmitió la noticia

“El presidente de Guatemala vino a Estados Unidos  para hacer una propuesta  de paz en su país. Sin embargo esta tarde, Angela  Villan, desde Nueva York, nos habla  de la ironía  de su visita  que se convirtió en un escándalo de mujeres semidesnudas”, comenzó la noticia de dicha cadena hispana.

“Esta es una entrada oficial  del presidente Jorge Serrano Elías  a la asamblea general de la Naciones Unidas  en  New York, y esta es la salida no oficial del mismo personaje  a las calles de  Manhathan, donde el mandatario  disfrutó de escenas  eróticas  de esa naturaleza en las obscuras instalaciones  del bar  Stringfellow´s, en el centro de la ciudad”, dijo la locutora  mientras la pantalla  mostraba escenas  de la intervención del presidente Serrano  ante la Asamblea de la ONU.

“Los  servicios secretos  del presidente  no parecían disfrutar  con la filmación  y el mismo  Jorge Serrano  hizo lo posible  por esconder  su cara  de la cámara, una cara que contrasta  bastante con  la que presentó en la mañana  con los dignatarios del mundo  en las Naciones Unidas, donde dio a conocer  su propuesta para la paz”,  concluyó la narración  mientras las imágenes  mostraban  las escenas  anteriormente  descritas, acompañadas de una inserción  de una mujer desnuda  bailando bajo luces de colores.