Niñas y adolescentes realizan batucada como protesta por las fallas en el Libramiento de Chimaltenango

‘La Batu’, como se llamó a la actividad, es una iniciativa de las menores que integran la Asociación Coincidir.

Publicado el
En la batucada participaron menores de entre 7 y 17 años. (Foto Prensa Libre: Cortesía)
En la batucada participaron menores de entre 7 y 17 años. (Foto Prensa Libre: Cortesía)

El Libramiento de Chimaltenango continúa siendo noticia dos años después de su inauguración.

Por vez consecutiva, se han dado a conocer fallas estructurales en el tramo que fue construido para aliviar el paso de la carretera Interamericana en Guatemala que atraviesa Chimaltenango.

El 26 de noviembre del presente año automovilistas reportaron en redes sociales un derrumbe en el que varias toneladas de tierra cayeron desde las áreas laterales ubicadas en el kilómetro 64 de la vía.

La ruta ha sido afectada en varias ocasiones desde su inauguración en abril de 2019. Deslaves, grietas y socavamientos han impedido el tránsito de los conductores.

Cabe resaltar que la obra, inaugurada por el expresidente Jimmy Morales, está bajo la investigación del Ministerio Público.

La carretera tuvo un precio de US$68.3 millones. El costo de la inversión creció una cuarta parte de su presupuesto original y la obra aún no ha sido recibida de manera oficial por el Gobierno.

Los agravios que ha tenido la construcción han provocado el descontento de las personas que recorren el tramo, así como de personas que habitan cerca del área.

Entre ellas, las niñas y jóvenes integrantes de la Asociación Coincidir, quienes este 27 de noviembre realizaron una batucada a manera de protesta y crítica de los fallos en la estructura.

De acuerdo con Saúl Interiano, director ejecutivo de la Asociación Coincidir, la acción pública surgió como una necesidad de recordar que dicha “megaobra” es también “un monumento a temas de corrupción”.

Los derrumbes o el empozamiento del agua han evidenciado en el sitio el poco funcionamiento de una obra que costó tantos millones, argumenta Saúl.

A través de espacios de reflexión respecto a la operatividad estatal, la Asociación Coincidir ha procurado que menores de edad de Chimaltenango y Jalapa -en especial, mujeres- tomen consciencia de cómo la corrupción también provoca la disminución de acciones hacia la protección de la niñez desde el Estado.

‘La Batu’ de este 27 de noviembre realizada por un aproximado de 12 mujeres de entre 7 y 17 años, pretendía hacer un llamado de atención al hecho que ellas también pueden indignarse con la poca operatividad de grandes proyectos estatales, señaló el director de Coincidir.

Redoblantes, bombos, panderetas y raspadores fueron algunos de los instrumentos utilizados en la batucada. (Foto Prensa Libre: Cortesía Saúl Interiano)

En 2019, integrantes de la asociación realizaron otra intervención en el espacio del Libramiento a manera de protesta. Debido a las primeras inundaciones en el tramo, varios miembros simularon un balneario.

Luego de esa intervención, una de las niñas dentro de la iniciativa llegó a la conclusión que “más corrupción es menos para la niñez”.

Dicha frase fue reivindicada por los integrantes de Coincidir quienes han acompañado y fomentado otras acciones públicas en las que han participado menores de 60 comunidades tanto de Chimaltenango como de Jalapa.

Este año las integrantes de Coincidir realizaron otra batucada en el marco del Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer. También se organizaron para que en febrero, decenas de niñas en bicicleta llegaran y se posicionaran frente al Palacio Nacional de la Cultura, a manera de protesta por el asesinato de la menor Sharon Figueroa Arriaza.