Policía decomisa cinco cabezas de venado

Cinco cabezas de venado disecadas fueron decomisadas este jueves cuando eran transportadas en un picop, en el kilómetro 48 de la ruta Interamericana, en la aldea San Miguel Morazán, El Tejar, Chimaltenango.

Publicado el
Agente de Diprona observa una de las cinco cabezas de venado decomisadas en El Tejar, Chimaltenango. (Foto Prensa Libre: Víctor Chamalé)
Agente de Diprona observa una de las cinco cabezas de venado decomisadas en El Tejar, Chimaltenango. (Foto Prensa Libre: Víctor Chamalé)

En el operativo se logró la captura de Dionicio Roberto Vásquez, de 43 años, informaron gentes de la División de Protección a la Naturaleza (Diprona) de la Policía Nacional Civil.

Añadieron que las cinco cabezas de venado están valoradas en Q35 mil.

El capturado indicó que lo decomisado procedía de EE. UU. Añadió que le pagaron para ir a traerlas a Puerto Barrios, Izabal, y llevarlas a Malacatancito, Huehuetenango.

Oliverio Santos, inspector de Diprona, dijo que las cinco cabezas están disecadas y que para ser transportadas es necesario un certificado de origen y permiso de autoridades correspondientes, de lo contrario es producto ilegal.

“Las cabezas posiblemente son de venado cola blanca, por lo que se solicitará que las examine una persona que conozca de estos animales para saber exactamente su especie”, afirmó Santos.

Especies amenazadas

Un jaguar de aproximadamente dos años fue atacado a balazos en San Luis, Petén, el pasado 27 de octubre pasado. Activistas que trabajan para conservar la fauna intentaron salvar la vida del felino, pero fue imposible, y murió por la gravedad de las heridas.


La noticia fue difundida por la organización guatemalteca Arcas, que tiene albergues para especímenes en riesgo.

El jaguar tenía siete heridas provocadas por perdigones disparados con escopeta. Los proyectiles se ubicaron en el lomo y escápula —hombro— del animal, y dañaron vértebras y costillas.