Fotogalería: sufren por el agua ante el acecho del coronavirus

Varias colonias de las zonas 6 y 18 viven un martirio por la falta de agua entubada en sus viviendas. El temor por un posible contagio de Coronavirus se percibe conforme los contagios aumentan en el país.

En la Colonia Santa Faz zona 6, vecinos sufren de la falta de agua. Fotografía Prensa Libre: Erick Avila
En la Colonia Santa Faz zona 6, vecinos sufren de la falta de agua. Fotografía Prensa Libre: Erick Avila
En las colonias Villas del Edén, el Edén y San Luis de la zona 18, padecen del servicio de agua potable en sus viviendas. Fotografía Prensa libre: Esbin Garcia
Los niños ayudan a acarrear agua con recipientes para poder tener el vital líquido en sus viviendas. Fotografia Prensa Libre: Esbin Garcia
Una mujer muestras su baldes vacíos y exige que les lleven agua. Fotogtrafía Prensa Libre: Esbin Garcia
Una niña con un bote en los brazos espera a que llegue el camión que les vende agua. Fotografía: Prensa Libre: Esbin Garcia
Vecinos de la Colonia Santa Faz, zona 6, Chinautla, piden que, les pongan el agua en sus vivienda. Fotografía Prensa Libre: Erick Avila
Una persona de la tercera edad carga en una carreta varios botes vacíos donde espera llevar agua a su vivienda. Fotografía Prensa: Erick Avila
Los vecinos se ven obligados a empezar a hacer cola desde las 5 de la mañana, en uno de los pozos de agua de la Municipalidad de Chinautla. Fotografía Prerensa Libre: Erick Avila
“Ya son más de 6 meses que nos tienen sin ninguna sola gota de agua”, decían varios vecinos. Fotografía Prensa Libre: Erick Avila
Las personas tienen que caminar varias cuadras para poder llevar su toneles con agua a sus hogares. Fotografía. Prensa Libre: Erick Avila
A pesar de que la municipalidad les brindó el agua, algunos vecinos aseguraron que la misma está contaminada. Fotografía. Prensa libre: Erick Avila
Un joven utiliza una silla de ruedas para poder llevar un bote plástico con agua. Todo el vecindario se las ingenia para poder portar el agua hacia sus viviendas. Fotografía Prensa Libre: Erick Avila