Liberan  a los pelícanos que fueron localizados en Antigua

Dos pelicanos blancos que recientemente fueron localizados en Sacatepequéz fueron liberados este viernes en Punta de Manabique, Puerto Barrios, Izabal.

Los pelïcanos dan sus primeros pasos en la playa Pichilingo en Punta de Manabique. (Foto Prensa Libre: Dony Stewart)
Los pelïcanos dan sus primeros pasos en la playa Pichilingo en Punta de Manabique. (Foto Prensa Libre: Dony Stewart)

Personeros del departamento de Vida Silvestre del Consejo Nacional de Áreas Protegidas (Conap) estuvieron a cabo de la liberación de las aves que fueron halladas el martes último fuera de su ruta de migración en Ciudad Vieja y Antigua Guatemala.

La acción tuvo lugar en la playa Pichilingo, Refugio de Vida Silvestre Punta de Manabique, en coordinación con la organización Antigua Exotic, que  vela por la conservación de las especies.

De acuerdo con Tannia Sandoval, asesora de vida silvestre del Conap, se determinó que Punta de Manabique era la mejor área para liberar a los pelícanos, ya que es un área protegida y sirve de paso en la ruta de migración de varias especies; además, en la región pueden alimentarse para fortalecerse y continuar con su viaje.

“Luego del análisis y verificación del estado de los animales, se comprobó que se encontraban en condiciones estables para ser puestos en libertad”, agrego.

Danny Mazariegos, representantes del Centro de Rescate de Reptiles Antigua Exotic, explicó que los pelícanos tienen una esperanza de vida de 15 a 25 años cuando se encuentran en libertad, por lo que la acción para liberarlos fue pronta, ya que esta se reduce cuando se encuentran en cautiverio por el estrés y la falta de alimento adecuado. También agradeció el apoyo de Bomberos Voluntarios y Municipales de Sacatepéquez.

“Con el apoyo de biólogos y veterinarios de la región logramos mantenerlos a salvo; además, varios empresarios y colaboradores de Antigua Guatemala, nos apoyaron con el traslado hacia la zona caribeña”, informó Mazariegos.

“El cambio climático ha afectado a varias especies, las cuales se desorientan y salen de su ruta de migración. Es probable que corrientes de aire polar hayan provocado el desvío de las aves”, Ivan Cabrera, delegado de CONAP en Izabal. 

Además recordó que el año pasado una ballena jorobada llego a la Bahía de Amatique y quedo encallada en las costas de Belice, lo que le causó sufrimiento al animal porque estaba fuera de su hábitat.