Exigen investigar maltrato contra niño

Un niño de 9 años que se dirigía de la escuela del cantón Samalá, sector 1, San Sebastián, Retalhuleu, hacia su vivienda, fue atacado, aparentemente, por un grupo de infantes mayores que él, quienes le causaron serios golpes y quemaduras en distintas partes del cuerpo.

Publicado el
Un médico del Hospital Nacional de Retalhuleu revisa a Rodolfo Guzmán Mejía, quien fue golpeado y quemado, aparentemente por un grupo de niños.
Un médico del Hospital Nacional de Retalhuleu revisa a Rodolfo Guzmán Mejía, quien fue golpeado y quemado, aparentemente por un grupo de niños.

El menor fue identificado como Rodolfo Guzmán Mejía, y fue atacado el jueves último pero no fue llevado al centro de Salud de San Sebastián, sino hasta el lunes recién pasado, con quemaduras de segundo y tercer grados, según personal médico.

Virna Mejía Castro, de 23 años, madre del niño, comentó que a este le salieron al paso varios jóvenes, cuando regresaba de la escuela, y lo patearon, le rociaron pólvora, le prendieron fuego y lo dejaron tirado en unos matorrales.

Cambia versión

Aunque al principio el pequeño coincidió con la versión de su madre, luego relató que lo agredieron cuatro adultos que se desplazaban en un vehículo, y que lo patearon y quemaron con carbón caliente.

Lesiones

Sara Ester López, enfermera del centro de Salud, informó que el menor tiene quemaduras en la espalda, los pies y parte del rostro, y que todas son de segundo y tercer grados, pero les llamó la atención que las lesiones son muy profundas.

“Nosotros pensamos que eran quemaduras comunes, pero al tratarlo nos dimos cuenta de que son muy graves, y se debe tener mucho cuidado a la hora de curarlo. Las heridas venían ya con infecciones, y al parecer ya le habían aplicado alguna pomada, que en lugar de mejorar le infectó más”, dijo. Según familiares del niño, ya lo habían llevado al hospital de la cabecera departamental, pero no les dieron “ni una pomada para curarlo”.

Los trabajadores del centro de Salud pidieron a las autoridades que velan por los derechos de la niñez que se investigue el caso y se establezca si la madre dice la verdad.

Ellos temen que las quemaduras no hayan sido causadas con pólvora, sino con brasas.

Silvia Andrade Vásquez, maestra del menor, dijo que se enteró de lo ocurrido al día siguiente de la agresión, cuando él llegó a la escuela.

“Tenemos conocimiento de que la misma madre le pega a sus hijos, y puede ser que ella misma quiera esconder algo”, comentó Vásquez.

Investigación

Piden protección

Vardin Ottoniel Calvillo, auxiliar jurídico  de la Procuraduría General de la Nación (PGN) en Retalhuleu, informó que fueron llamados al centro de Salud de San Sebastián para atender un caso de maltrato infantil.

“Pedimos al Juzgado de Paz de ese municipio una medida de protección para el niño, y de inmediato se trasladó al Hospital Nacional,  y durante el tiempo que esté  internado realizaremos las investigaciones, para establecer qué  fue lo que sucedió”, aseguró Calvillo.

Agregó que se  investigará  a la madre  y al esposo de esta,  porque ellos son los responsables del cuidado del menor.

CIFRA

9 años tiene el menor  que fue golpeado y quemado en San Sebastián.