“Nos oponemos con fuerza a la disputa de los Juegos de Tokio”: afirma un sindicato de médico japonés

Es “imposible” organizar los Juegos Olímpicos de Tokio (que serán del 23 julio-8 agosto) con total seguridad en un momento en el que la pandemia del covid-19 sigue golpeando con fuerza, estimó un sindicato de médicos hospitalarios de Japón, en un mensaje al gobierno de su país.

Publicado el
Los organizadores de los Juegos Olímpicos tomaron algunas nuevas decisiones respecto de la pandemia de covid-19. Foto Prensa Libre: EFE.
Los organizadores de los Juegos Olímpicos tomaron algunas nuevas decisiones respecto de la pandemia de covid-19. Foto Prensa Libre: EFE.

“Nos oponemos con fuerza a la disputa de los Juegos de Tokio en un momento en el que la gente de todo el mundo lucha contra el nuevo coronavirus”, afirman los médicos, para los que “es imposible disputar unos Juegos seguros durante la pandemia”.

Este sindicato, que representa a doctores titulares en los hospitales, es una de las numerosas asociaciones médicas que existen en Japón. No ha indicado el número de sus miembros.

“No podemos negar el peligro que representan las numerosas formas de nuevas variantes del virus que van a llegar a Tokio desde todo el mundo”, añade el comunicado de los médicos.

Lea además: En los Juegos Olímpicos de Tokio los deportistas deberán pasar test diarios de covid-19

Japón se enfrenta actualmente a una cuarta ola de infecciones por el virus y numerosas zonas, incluida la de la capial, están en estado de emergencia. Los sistemas de salud están de nuevo bajo presión y los médicos denuncian repetidamente que les falta personal para la atención de los enfermos.

En los últimos días, varios gobiernadores de provincias japonesas indicaron que no atribuirán camas hospitalarias a deportistas enfermos.

Los proyectos de ciertos equipos de entrenarse en Japón antes del inicio de los Juegos han sido cancelados.

Lea también: Bill Gates: éxito de Juegos Olímpicos de Tokio dependerá de la campaña de vacunación contra el coronavirus

A diez semanas de la apertura de los Juegos, una gran parte de la opinión pública japonesa se mantiene en contra de la disputa del evento. Según los sondeos, la mayoría de habitantes del país prefiere un aplazamiento o una cancelación.

Los organizadores insisten en que son capaces de garantizar unos Juegos Olímpicos seguros gracias a las medidas que han preparado.