Medallista Williams Julajuj y su familia son afectados por la falta de turismo y trabajo

La palabra familia tiene un sentido muy profundo para el fondista guatemalteco Williams Julajuj, mejor conocido por sus épicas faenas en el Medio Maratón Max Tott y por ser medallista de bronce en los Juegos Centroamericanos y del Caribe Barranquilla 2018.

Williams Julajuj y sus padres han sido afectados por la falta de trabajo a causa del coronavirus. (Foto Prensa Libre: Familia Julajuj)
Williams Julajuj y sus padres han sido afectados por la falta de trabajo a causa del coronavirus. (Foto Prensa Libre: Familia Julajuj)

El atleta, en el caserío Cooperativa, El Tablón, Sololá, convive con su padre, Víctor, y su madre, Rosario. El jefe de la dinastía Julajuj, músico de profesión, en estos momentos no tiene trabajo, ya que todas las actividades a las que asistía a tocar están suspendidas o canceladas por el nuevo coronavirus.

“Mi papá, ahorita, no tiene chance —trabajo—. Lo que hace él, por ahora, son trabajos con su motosierra. Si le piden que vaya a bajar algún árbol, se va”, relata Williams, quien espera la reactivación del deporte con tranquilidad, pues estar al lado de sus seres queridos era algo que extrañaba.

Su progenitora también afronta la misma situación. Las artesanías que fabrica esta vez no tienen destino, ya que la crisis sanitaria por el nuevo coronavirus ha alejado al turismo de la región sololateca.

Los Julajuj toman con calma la situación, y prefieren estar en casa como un solo núcleo, para evitar cualquier contagio con el virus.

“A mi mamá también le ha afectado la pandemia. Ahora solo se queda en casa”, expresa el fondista guatemalteco.

“La situación también ha complicado a mis tíos, que son comerciantes. Todos están en la casa buscando qué hacer, porque trabajan en la industria del turismo”, agrega.

Williams Julajuj posa con la medalla de bronce y la bandera de Guatemala. (Foto Prensa Libre: Cortesía COG)

Pero Julajuj no pierde la fe, al contrario, ve una oportunidad para disfrutar, pero sin descuidar sus entrenamientos dirigidos desde la ciudad de Guatemala por Carlos Trejo, quien lo monitorea por medio de videollamadas.

El sololateco también sale a trotar a los alrededores de las montañas y en lugares donde no hay personas, para resguardar su integridad física y la de su familia.

“Dos días después de que se conoció el primer caso —el 13 de marzo— por coronavirus, me vine para la casa. Prefiero morir aquí en la casa que en la capital —bromea—. Estaba un poco complicado allá y le dije al entrenador que me quería venir, así si algo pasa prefiero estar en casa”, afirma Williams.

Talentoso

El atleta nacional es una de las grandes figuras del atletismo y gracias su trabajo pertenece a los atletas de alto rendimiento.

Su especialidad es el fondo y su mejor registro en el maratón —42 kilómetros— es de 2 horas 17 minutos y 21 segundos, conseguido en los Juegos Panamericanos de Lima 2019.

En los 21 kilómetros es de 1 hora, 7 minutos y 25 segundos, y la hizo en el medio maratón de Cobán en la edición del 2016.