Barrabravas causan desmanes en final de Copa Colombia

La barrabrava denominada “Los Kuervos” fue señalada el viernes por la policía como responsable por los incidentes en el triunfo de Atlético Nacional ante el local Atlético Junior en la final de la Copa Colombia.

Los aficionados fueron protagonistas. (Foto Prensa Libre: Twitter)
Los aficionados fueron protagonistas. (Foto Prensa Libre: Twitter)

Los actos de violencia el jueves por la noche dejaron más de 20 heridos, entre ellos 11 policías y un conductor del transporte público. Tres personas fueron detenidas.

El conjunto de Medellín conquistó el trofeo por tercera ocasión al imponerse con marcador global de 3-1.

El partido se disputó en el estadio Roberto Meléndez de Barranquilla, y el árbitro lo terminó a los 88 minutos cuando fanáticos intentaron invadir la cancha y se intensificaron las refriegas en las tribunas norte y sur.

“Desafortunadamente luego del gol, las barras empiezan los incidentes. Arrancaron sillas y tiraron piedras a los agentes”, indicó el coronel José Luis Palomino, comandante operativo de la policía de Barranquilla, capital del departamento del Atlántico.

Destacó que además de los tres detenidos, identificaron a otros 14 barristas, en su mayoría menores de edad, con la ayuda de cámaras de seguridad.

El aparato de seguridad estuvo a cargo de 1.300 oficiales, pero por momento fue rebasado por los hinchas violentos y los desórdenes se extendieron a las calles de la populosa Ciudadela 20 de Julio, vecina al estadio.