Fallece Jean-Pierre Adams, jugador franco-senegalés del París Saint Germain, que increíblemente permanecía en coma desde 1982

Apodado ‘La Roca Negra’, entró en un coma profundo en 1982 por un error médico en la dosis que le proporcionaron de anestesia mientras se sometía a una operación de una de las rodillas.

El exjugador de la selección francesa Jean-Pierre Adams falleció después de 39 años en coma. Había entrado en estado vegetativo tras un error de anestesia durante una cirugía de rodilla. Foto @PSG_espanol
El exjugador de la selección francesa Jean-Pierre Adams falleció después de 39 años en coma. Había entrado en estado vegetativo tras un error de anestesia durante una cirugía de rodilla. Foto @PSG_espanol

El defensa francés Jean-Pierre Adams, que entró en un coma profundo en 1982 por un error en la dosis de anestesia mientras se sometía a una intervención quirúrgica de rodilla, falleció este lunes 6 de septiembre a los 73 años en el Hospital Universitario de Nîmes, Francia, informó el diario francés L’Equipe.

Adams (Senegal, 1948), apodado como ‘La Roca Negra’, llegó en 1958 a Francia, donde doce años después comenzó su carrera como futbolista profesional.

Militó tres años en el Olimpique de Nîmes (1970-73) y cuatro en el Niza (1973-77) antes de dar el gran salto de su carrera: el fichaje por el PSG, donde jugó 2 temporadas (1977-79).

En lo que se refiere a la selección francesa, además de acumular 22 internacionalidades entre 1972 y 1976, el defensor será recordado por su asociación con Maurius Trésor, con el que formó una pareja de centrales conocida como ‘La Guardia Negra’.

Un error de anestesia el 17 de marzo de 1982 -en su intervención por una rotura de ligamento de una rodilla- le dejó en estado vegetativo y truncó la vida del futbolista, que entró en un coma profundo del que no consiguió salir y que, casi cuatro décadas después, le provocó la muerte.

Adams tenía  73 años y estaba por cumplir cuatro décadas en estado vegetativo. Por aquel entonces el tribunal le había dado una sentencia al anestesista de un mes de suspensión y una fuerte multa, pero el futbolista nunca despertó.

Su esposa, Bernadette Adams, seguía atendiendo sus necesidades y no perdió la esperanza de que un día se despertara.

Según informó The Sun en marzo, Jean-Pierre era incapaz de comunicarse, pero aún podía respirar, comer y toser sin ayuda de equipos médicos.

“La gente en Facebook dice que debería estar desenchufado ¡Pero no, está enchufado! No tengo el valor de dejar de darle agua y comida. Tiene una rutina normal. Se despierta a las 7, come… Puede estar en estado vegetativo, pero puede oír y sentarse en una silla de ruedas”, reveló Bernadette al periódico inglés en su oportunidad.

La mujer se negaba a recurrir a la eutanasia y quería seguir apoyando a su esposo, con la ilusión de verlo algún día recuperado.