Ibrahimovic llora en la conferencia de la Selección de Suecia cuando le preguntaron por sus hijos

Salvo contratiempo de última hora, ‘Ibra’ volverá a vestirse con la camiseta sueca el jueves 25 de marzo frente a Georgia, entrenada por el exinternacional francés Willy Sagnol, en el debut de la clasificación para el Mundial de Qatar 2022.

Publicado el
Zlatan Ibrahimovic rompió en llanto durante la conferencia de prensa de la Selección de Suecia antes de enfrentar a Georgia. Foto Prensa Libre: Captura de pantalla.
Zlatan Ibrahimovic rompió en llanto durante la conferencia de prensa de la Selección de Suecia antes de enfrentar a Georgia. Foto Prensa Libre: Captura de pantalla.

Zlatan Ibrahimovic, de 39 años, se emocionó este lunes 22 de marzo en su primera rueda de prensa al regresar con la selección de Suecia cuatro años después de haber renunciado.Un periodista le preguntó sobre la reacción de su familia. ”No es una buena pregunta. Estaba con Vincent (uno de sus hijos) y se puso a llorar cuando lo dejé. Pero está todo bien…”, dijo el delantero, que se tomó una breve pausa para secarse las lágrimas.

Zlatan volvió a Suecia y su hijo Vincent lo recibió con un “papá, no vuelvas a irte”, según contó entre el llanto y mientras se secaba las lágrimas. Ibrahimovic vuelve al combinado nacional, pero su vida sigue en Italia, lejos de su familia y en medio de la pandemia del nuevo coronavirus.

Además, tras ese episodio, Zlatan volvió a bromear con los periodistas. “Cuanto más envejezco, más paciencia tengo. Tanto en la cancha como fuera de ella”, aseguró el delantero del Milán a tres días del partido de clasificación para Qatar-2022 contra Georgia.

El sueco es autor de 62 goles con la camiseta de su país y después de haber hablado con el seleccionador un regreso al equipo nacional, Ibrahimovic asegura que el objetivo de esta vuelta no es solo individual.

“No estoy acá para hacer mi propio ‘show'”, dijo ‘Ibra’, que la semana pasada había calificado su vuelta como el “regreso de Dios”.

“No soy más que una pieza de un rompecabezas en el medio de otras muchas piezas”, insistió. “Pero si me lo preguntas… ¡Soy el mejor del mundo!”, bromeó.

¿Había imaginado un regreso a la selección cuando anunció su retirada internacional tras la Eurocopa-2012? “Imposible”.

“Dije incluso que quizá ni siquiera estaría jugando en cinco años”, admitió. Sin embargo, el tiempo no parece haber pasado por el gigante sueco (1,95 m), en plena forma esta temporada en la Serie A pese a las lesiones.

Pese a no estar en el equipo nacional, “todo el tiempo he seguido a la selección y jugar en ella es lo más grande que puedes hacer como futbolista. Mientras la seguía, en el fondo de mí me decía: ‘Creo que podría aportar'”.