Dirigente de la Liga Nacional acusa de corrupción a la Fedefut y Gerardo Paiz le responde

Debido a que no está de acuerdo con las decisiones que ha tomado el Comité Ejecutivo de la Federación Nacional de Futbol, un integrante del Comité Ejecutivo de la Liga Nacional ya no continuará en el cargo.

Comité Ejecutivo Liga Nacional
Gustavo Cruz (primero a la izquierda) ha presentado su renuncia al cargo de Vocal II del Comité Ejecutivo de la Liga Nacional de Futbol, la cual será efectiva si la Asamblea de equipos la conoce y aprueba.

Gustavo Adolfo Cruz Montoya renunció al cargo como Vocal II de la Liga Nacional de Futbol tras una serie de acontecimientos que han afectado al Deportivo Siquinalá, equipo que representa.

El Acuerdo de la Federación Nacional de Futbol CE-52-2020 donde se oficializaba la cancelación del Torneo Clausura 2020 y por consiguiente el descenso automático de varios equipos en diferentes categorías entre ellas Siquinalá, fue el detonante del dirigente para dimitir al cargo.

“No comparto las disposiciones ilegales tomadas por la Federación Nacional de Futbol de Guatemala, de haber dictaminado los descensos por intereses espurios y personales por la corrupción imperante dentro de la Federación …” parte de la justificación para presentar su cargo en el Comité Ejecutivo de la Liga.

Gustavo Cruz Vocal Liga Nacional
Esta es la carta donde el representante del Deportivo Siquinalá Gustavo Cruz presenta su renuncia al cargo en la Liga Nacional.

Mientras que, Gerardo Paiz, presidente del Comité Ejecutivo de la Fedefut respondió: “Yo no soy corrupto. Yo tomé una decisión de ascensos y descenso, me puede haber equivocado o no, pero de eso a corrupción, corrupción es que toques dinero, que agarres dinero…”.

¿Que sucederá?

Para que la renuncia sea efectiva deberá ser conocida en asamblea de equipos, la cual no hay fecha estipulada, pero podría ser convocada de emergencia para conocer este y otros casos.

Cruz además es diputado en el Congreso de la República de Guatemala donde ha iniciado una serie de gestiones en contra del Comité Ejecutivo de la Federación.

Paralelamente el Deportivo Siquinalá ha entablado dos demandas, una ante el Comité de Ética de la Fedefut y otra en conjunto con varios equipos afectos ante el Tribunal Arbitral Deportivo -TAS- con sede en Suiza.