Beitia logra su oro olímpico a los 37 años en salto de altura

La española Ruth Beitia ganó a sus 37 años el oro de salto de altura en los Juegos de Rio 2016, en su primera presencia en un podio olímpico.

Ruth Beitia luce con orgullo la medalla de oro que ganó en Río 2016. (Foto Prensa Libre: EFE).
Ruth Beitia luce con orgullo la medalla de oro que ganó en Río 2016. (Foto Prensa Libre: EFE).

Beitia, que logró el único podio que faltaba en su palmarés, ganó con un mejor salto de 1.97 metros, siendo la plata para la búlgara Mirela Demireva y el bronce para la croata Blanka Vlasic, ambas con la misma marca que la española, pero con más nulos en alturas anteriores.

Vlasic, de 33 años, campeona del mundo en 2007 y 2009, y plata en los Juegos de Pekín 2008, añade una nueva medalla a su palmarés.

Demireva, de casi 27 años, fue la gran sorpresa, ya que como mejor resultado tenía un noveno puesto en el Mundial de Pekín 2015.

Beitia, tres veces campeona de Europa de la especialidad, y que se había retirado tras ser cuarta en los Juegos de Londres 2012, pasó a la primera las alturas de 1.88, 1.93 y 1.97, antes de cometer tres nulos sobre 2.00.

En ese momento, quedaban cuatro participantes en liza en busca de las tres medallas, pero todas fallaron sus tres intentos en los dos metros.

Demireva, que con 1.97, dio la sorpresa logrando su mejor marca personal, había saltado las mismas alturas que Beitia, pero haciendo un nulo sobre 1.88.

Vlasic, por su parte, había superado todas las alturas en el segundo intento, 1.88, 1.93 y 1.97 antes de caer en los dos metros.

Cuatro por el oro

Por su parte, la cuarta saltadora que estaba en la lucha por las medallas, la estadounidense Chaunté Lowe, mejor marca de la temporada  (2.01) y sexta en Londres 2012, tras pasar a la primera 1.88 y 1.93, cometió dos nulos sobre 1.97, antes de caer en los 2.00.

Beitia dio a España su segunda medalla en atletismo en estos Juegos, después de la plata de Orlando Ortega en 110 metros vallas.

La veterana saltadora santanderina logró también el tercer oro olímpico de la historia para el atletismo español, después de los dos logrados en Barcelona 1992 por Fermín Cacho en 1.500 metros y Daniel Plaza en 20 km marcha.

En estos cuatro años tras aquella prejubilación que tuvo de dos meses tras los Juegos de Londres, Beitia ha ganado dos campeonatos de Europa al aire libre, un bronce en el Mundial de Moscú 2013, una Liga de Diamante en 2015, una plata y un bronce en Mundiales en pista cubierta y un título continental bajo techo.

Con el triunfo de Beitia, España logra el séptimo oro en Rio 2016, para un total de catorce medallas, junto a tres platas y cuatro bronces.

Tras los trece oros de Barcelona 92, es la segunda vez que los deportistas españoles suben tantas veces a lo más alto del podio, superando los cinco títulos olímpicos de Atlanta 96 y Pekín 2008.