Trump dice que está listo para cerrar la frontera con México, pese al riesgo para la economía

El presidente estadounidense Donald Trump dijo este martes que está 100% listo para cerrar la frontera con México para frenar el flujo de migrantes, pese al impacto potencialmente catastrófico para la economía de Estados Unidos.

La amenaza de cerrar la frontera que movió un flujo comercial de US$612 mil millones en 2018, le valió a Trump advertencias de su propio campo. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca)
La amenaza de cerrar la frontera que movió un flujo comercial de US$612 mil millones en 2018, le valió a Trump advertencias de su propio campo. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca)

Si México no impide que los migrantes crucen por su territorio y si el Congreso no toma medidas “la frontera será cerrada, eso es 100% seguro”, dijo el presidente estadounidense a periodistas.

El presidente estadounidense dijo que quizás se podrían cerrar algunas secciones y no toda la frontera común de más de 3.000 kilómetros.

“Seguro, esto tendría un impacto negativo en la economía (…) pero la seguridad es más importante”, indicó.

Trump dijo que los opositores demócratas estaban bloqueando reformas por motivos políticos pero que podían arreglar el problema en “45 minutos”.

La amenaza de cerrar la frontera que movió un flujo comercial de 612.000 millones de dólares en 2018, le valió a Trump advertencias de su propio campo.

El líder de la mayoría republicana del Senado, Mitch McConnell, dijo a los periodistas que concuerda con Trump en que hay una crisis en la frontera, pero advirtió sobre las consecuencias económicas.

“Cerrar la frontera tendría un impacto potencialmente catastrófico para nuestro país y yo espero no haga nada del estilo”, dijo el legislador.

La Cámara de Comercio estadounidense advirtió que cerrar la frontera sería una “debacle asegurada” ya que hay cinco millones de empleos que dependen del comercio con México.

El consejero económico de la Casa Blanca, Larry Kudlow, dijo que están trabajando en un plan para minimizar el impacto.

“La cuestión es si podemos lidiar con esto y no tener un perjuicio económico”, planteó en una entrevista a la cadena CNBC.

“Para mí la respuesta es que sí podemos y hay gente estudiando distintas opciones, particularmente si podemos dejar abiertos los carriles de carga”, dijo.

“Todas las opciones están sobre la mesa”

Varios funcionarios del Departamento de Seguridad Nacional (DHS) indicaron que se estaban preparando para la posibilidad de un cierre en algunos puertos de entrada debido al despliegue de efectivos para frenar la inmigración irregular, en un momento en que las autoridades esperan que las detenciones de migrantes alcancen las 100.000 personas por mes.

La secretaria de Seguridad Nacional Kirstjen Nielsen recortó un viaje a Europa para asistir a una reunión prevista en la mañana del martes sobre la crisis en la frontera.

Más temprano, la portavoz de la Casa Blanca Sarah Sanders advirtió que estas no son amenazas.

Donald Trump afirmó que el cierre de frontera tendría un impacto negativo en la economía, pero la seguridad es más importante. (Foto Prensa Libre: AFP)

“Él está haciendo su trabajo como comandante en jefe de una forma seria para proteger al pueblo estadounidense”, dijo Sanders de Trump.

Cerrar la frontera “no es nuestra primera opción”, admitió la funcionaria, aunque agregó que “quizás es la mejor decisión”.

Un funcionario del Departamento de Seguridad Nacional que pidió no ser identificado dijo a periodistas que todavía no se había tomado una decisión sobre el tema de la frontera.

“Ahora mismo todas las opciones están sobre la mesa”, dijo el funcionario.

“El volumen de población vulnerable que está llegando es insostenible (…) La situación humanitaria no puede ser ignorada y la situación de seguridad no puede ser ignorada”, dijo.

Trump dijo que los funcionarios mexicanos habían reaccionado en los últimos días a sus amenazas de la semana pasada frenando las caravanas de migrantes que huyen de la pobreza y de la violencia en los tres países del Triángulo Norte de América Central.

México “dio un gran paso en los últimos dos días”, dijo, precisando que tendrían que seguir así para evitar un cierre de la frontera.

El presidente estadounidense también defendió su decisión de recortar “cientos de millones de dólares” en ayuda de Estados Unidos para Honduras, El Salvador y Guatemala, acusándolos de organizar las caravanas.

El lunes Nielsen ordenó una operación de emergencia en la frontera reasignando a 750 efectivos a tramos de la frontera donde llegan los migrantes.

Muchos de estos funcionarios fueron sacados de puertos de entrada oficiales, lo que enlenteció el tráfico de personas y de vehículos comerciales.

En el punto de entrada a Estados Unidos de Brownsville, en Texas, los retrasos alcanzaban las tres horas por segundo día consecutivo y en otras zonas llegaban a dos.

Gobierno de México descarta cierre fronterizo pese a amenazas de Trump

No hay señales de que Estados Unidos concrete el cierre fronterizo total con el que ha amenazado el presidente Donald Trump, afirmó este martes el canciller de México, Marcelo Ebrard.

“No hay cierre de ningún punto; nos han dicho que no va a ocurrir y esperaremos que no ocurra”, dijo Ebrard en una conferencia de prensa en Ciudad de México.

Además, el Gobierno de México trabaja estrechamente con el de Estados Unidos para controlar el flujo de migrantes hacia el norte, afirmó el titular de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE).

Indicó que las autoridades estadounidenses han comunicado a las mexicanas que están destinando personal que normalmente se ocupa de la revisión aduanera y de vehículos a la documentación de migrantes, especialmente centroamericanos, “que han llegado a Estados Unidos en un número superior a lo previsto”.

No hay señales de que Estados Unidos concrete el cierre fronterizo total con el que ha amenazado el presidente Donald Trump, afirmó Marclo Ebrard, secretario de Relaciones Exteriores de México. (Foto Prensa Libre: EFE)

Añadió que la red consular mexicana en Estados Unidos ha confirmado que sí existe ese flujo incrementado. “Sí tienen un problema real”, abundó.

Precisó que este incremento deriva en una acumulación de migrantes en los puestos de ingreso, en especial en Ciudad Juárez, en el estado mexicano de Chihuahua, que sufre aglomeraciones en tres de sus ocho pasos fronterizos.

Indicó que la SRE está en contacto con el Departamento de Estado, con Aduanas y Protección Fronteriza (CBP) y el Departamento de Seguridad Interior (DHS) “para resolver lo antes posible el problema”.

“Lo que sí puedo decir es que no tienen planeado un cierre fronterizo completo”, dijo, añadiendo que tal eventualidad sería contraproducente para ambos países.

Por otro lado, el canciller descartó que México vaya a modificar su política migratoria para contener el flujo de migrantes.

“La política migratoria de México fue enunciada claramente desde que firmamos el Pacto por una Migración Ordenada, Regular y Segura en Marruecos”, expuso, aunque reconoció que se están haciendo ajustes al pasar de una política “hiperrestrictiva a una regulatoria”.

Asimismo, aseveró que marcha “muy bien” el plan para el desarrollo integral de Centroamérica que impulsa en presidente Andrés Manuel López Obrador para frenar los flujos migratorios.

Al respecto, dijo que la Comisión Económica para América Latina (Cepal) está preparada para presentar el plan “en las próximas dos semanas”.

Contenido relacionado:

> Mike Pompeo dijo que usará todas las herramientas diplomáticas para resolver el problema de la frontera

> Agentes de EE. UU. salvan a familia guatemalteca de ahogarse en río

> Este es el acuerdo que permitirá enviar contenedores de manera directa de Guatemala hacia EE. UU.