Al menos 1.5 millones de estudiantes no tienen garantizado el regreso a clases en el 2021

Unas 10 mil escuelas carecen de infraestructura para implementar medidas contra el coronavirus en Guatemala.

Unas 10 mil escuelas carecen de infraestructura para recibir a los estudiantes en el 2021. (Hemeroteca PL)
Unas 10 mil escuelas carecen de infraestructura para recibir a los estudiantes en el 2021. (Hemeroteca PL)

Al menos 1.5 millones de estudiantes del sector público no podrán regresar a las clases el próximo año, debido a que 10 mil escuelas no cuentan con la infraestructura necesaria para implementar las medidas de prevención contra el coronavirus, según se resaltó este miércoles 28 de octubre durante una citación de diputados de la Bancada UNE a las autoridades de Educación.

El diputado Orlando Blanco cuestionó a las autoridades de Educación sobre los 10 mil establecimientos educativos que no tienen servicios sanitarios, agua entubada y drenajes, lo que imposibilita que sean habilitados de aquí a febrero del 2021, impactando en el proceso educativo de más de un millón de estudiantes.

“Si ustedes permiten que un estudiante regrese a una escuela que no tiene baños, agua o drenajes adecuados lo están exponiendo a ser contagiado -de coronavirus-”, cuestionó Blanco.

Los congresistas temen que el 30 por ciento de los estudiantes no retorne a las aulas por la falta de infraestructura y por las indicaciones que dé el tablero de alerta de coronavirus, pues 114 municipios están en rojo.

Durante la citación, el parlamentario Carlos Barreda lamentó que las autoridades de Educación no tengan un diagnóstico de cuántas escuelas más podrían estar inhabilitadas por recomendación del tablero de alertas.

Ante la situación del sistema educativo, Barreda duda que el Ministerio de Educación tenga capacidad de supervisar los protocolos de salud para el regreso a clases. Por lo anterior cree que es mejor reforzar un sistema de acceso a internet gratuito y dotación de computadoras a los estudiantes para fortalecer las clases virtuales.

Además, dijo que varias escuelas de 114 municipios no pueden abrir porque están en rojo y que carecen de datos de colegios privados. También agregó que no se tiene el dato de cuántos maestros son mayores de 60 años, pues son susceptibles a la enfermedad.

Barreda asegura que las escuelas más afectadas por falta de infraestructura se ubican en comunidades rurales, lo que ampliaría la brecha de desigualdades.

Sin embargo, Edwin Asturias, jefe de la Coprecovid, dijo que lo recomendable para abrir las escuelas es que los niveles de contagios sean bajos.

“Bajo los mecanismos ideales, quisiéramos que el nivel de contagio estuviera controlado para que una institución educativa abriera”, dijo Asturias.

De acuerdo con autoridades de Educación, en el 2020 no se construyó ni una escuela y edificaron 337 aulas, lo cual fue cuestionado por los diputados, pues consideran que la demanda educativa exige infraestructura de calidad.

Además, se consultó sobre el tratamiento que tendrá niños que requieren de atención especial por padecer alguna enfermedad crónica; sin embargo, las autoridades educativas no tenían esos datos al momento de la citación.

En tanto, la ministra de Educación, Claudia Ruiz, reconoció que no están en capacidad para mejorar la infraestructura de las 10 mil escuelas que no podrán ser habilitadas.

“Definitivamente no tenemos los recursos para habilitar esas 10 mil escuelas”, dijo la ministra.

Además, señaló que hay posibilidades de que las clases para el sector publico no empiecen en enero, porque deben hacer ajustes en el calendario educativo.

Agregó que ya cuentan con protocolos para el regreso a clases, el cual incluye las estrategias de apertura y cierre de establecimientos educativos, identificación de casos y asilamiento de estudiantes en el aula, aunque en todos los casos dependen de lo que establezca el tablero de alerta covid-19.