Descubren contaminación en agua de la Usac

El agua de chorros y filtros del edificio Bienestar Estudiantil, en la Universidad de San Carlos no es apta para el consumo humano, según un análisis hecho en esa casa de estudios.

Un análisis al agua del campus de la Usac determina que no es apta para el consumo humano. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)
Un análisis al agua del campus de la Usac determina que no es apta para el consumo humano. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)

Los problemas gástricos que comenzaron en la zona 15 por el supuesto uso de agua sin las condiciones mínimas de potabilidad podrían también extenderse al campus de la universidad pública, de acuerdo a análisis hecho al líquido allí distribuido.

La Secretaría de la Escuela de Ciencias de la Comunicación de la Universidad de San Carlos (Usac), informó que un análisis realizado por el Laboratorio de Control Microbiológico de Alimentos de esa casa de estudios determinó que el líquido no es apto para el consumo humano.

“El agua de los chorros y filtros no satisfacen los criterios de calidad recomendados, por lo que se considera sanitariamente no segura para el consumo humano”, indicó Claudia Molina, secretaria administrativa de la Escuela.

La advertencia va dirigida a los miles de estudiantes de Comunicación, para abstenerse de consumir el agua allí distribuida para evitar enfermedades.

En zona 15

La semana anterior se hizo público el resultado de los análisis realizados al agua distribuida en la colonia Vista Hermosa 1, zona 15.

De acuerdo al informe de un laboratorio privado, a solicitud de la Asociación de Vecinos de Vista Hermosa, el agua está contaminada posiblemente con agua de desagües, lo que hace que no sea apta para el consumo humano.

Los vecinos tomaron la iniciativa de analizar el agua distribuida por la comuna capitalina, luego de un misterioso brote que ha afectado a varios vecinos, provocándoles dolores abdominales, diarrea y vómitos.

Las evaluaciones fueron hechas en un centro especializado privado con agua recolectada el 8 de febrero. Lo certifica una química bióloga quien en las observaciones responde que “el agua analizada no cumple con los requerimientos microbiológicos según la norma NOG 29001. No es apta para consumo humano”.

Al respecto la Empresa Municipal de Agua (Empagua), a través de su vocera María José Salas, dijo que esperan los análisis del Laboratorio Nacional, que realizará esta semana el Ministerio de Salud, por el momento explica que los problemas gástricos reportados por vecinos de la zona 15 podrían ser consecuencia de un virus en el ambiente y no por el uso del agua, la que es sometida a controles y purificación.