Miles en daños por incendios

Cuatro incendios, dos en Mixco e igual número en la provincia, dejaron pérdidas materiales de más de medio millón de quetzales entre el miércoles recién pasado y ayer. Según elementos de los Bomberos Voluntarios, no se registraron víctimas.

Bomberos trabajan  en apagar un incendio que consumió  ocho vehículos en la zona 4 de Mixco. (Foto Prensa Libre: CVB)
Bomberos trabajan en apagar un incendio que consumió ocho vehículos en la zona 4 de Mixco. (Foto Prensa Libre: CVB)

CIUDAD DE GUATEMALA- La tarde de ayer, cuatro locales de juegos pirotécnicos se quemaron en el parque de Chichicastenango, Quiché, instalados por las fiestas de fin de año.

El fuego se originó, según testigos, porque varias personas quemaban cohetillos y las chispas alcanzaron al primer negocio, donde se produjo una explosión que causó alarma.

En el centro de Almolonga, Quetzaltenango, bomberos sofocaron un incendio en una casa, el cual no dejó mayores daños.

En Mixco

En la colonia Nueva Monserrat, zona 4 de Mixco, se registró la madrugada de ayer un incendio en un taller mecánico de vehículos ubicado en la 3a. avenida y 10a. calle, informó Julio Sánchez, portavoz de los Bomberos Voluntarios.

El hecho se reportó alrededor de la 1.30 horas. En el lugar se quemaron ocho automóviles de modelo reciente, que estaban en reparación.

El propietario del taller, Rocael Gómez, le indicó a los socorristas que las pérdidas por el siniestro superan los Q600 mil.

Añadió que su preocupación se debe a que deberá pagar los automotores dañados a sus clientes.

Los socorristas tardaron más de dos horas en sofocar el siniestro.

Se quema vivienda

La noche del 24 de diciembre, Bomberos Voluntarios acudieron a la 14 avenida y 3a. calle de la colonia Valle del Sol, zona 4 de Mixco, donde se registró un incendio en una vivienda de madera y lámina, lo que aceleró que esta se consumiera.

Sánchez, portavoz de los socorristas, resaltó que las llamas consumieron en un 90 por ciento la vivienda y que amenazaban con extenderse a casas vecinas. Para controlar el fuego se necesitaron más de mil galones de agua.

El propietario del inmueble, quien lloró al darse cuenta de la tragedia, señaló que las pérdidas superaban los Q80 mil.